Páginas vistas en total

jueves, 9 de agosto de 2012

En muchos tiempos

                             José Ángel Valente, poeta, ensayista y traductor español nacido en Orense el 25 de abril de 1929 y fallecido en Ginebra en julio de 2000. Es uno de los escritores modernos españoles más reconocidos, tanto por el público como por la crítica. Desde su primera publicación    "A modo de esperanza" (1954) hasta la última "No amanece el cantor" (1992) escribió más de veinte poemarios. Su extenso trabajo fue ampliamente reconocido, entre ellos, por los Premios "Príncipe de Asturias de las Letras" (1988), Premio "Reina Sofía de Poesía Iberoamericana" (1998), Y dos veces el Premio Nacional de Poesía Española, el último en forma póstuma en el 2001.


                                "Soledad, sí
                                pero tú nunca.
                                                  Ausencia,
                                pero tú nunca:
                                inmóvil luz sin término" 



EN MUCHOS TIEMPOS    poesía de José Ángel Valente

En muchos tiempos
tu cabeza clara.

En muchas luces
tu cintura tibia.

En muchos siempres
tu respuesta súbita.

Tu cuerpo se prolonga sumergido
hasta esta noche seca,
hasta esta sombra.-


ESTA IMAGEN DE TI

Estabas a mi lado
y más próxima a mí que mis sentidos.

Hablabas desde dentro del amor,
armada de su luz.
Nunca palabras
de amor más puras respirara.

Estaba tu cabeza suavemente
inclinada hacia mí.
Tu largo pelo
y tu alegre cintura.
Hablabas desde el centro del amor,
armada de su luz,
en una tarde gris de cualquier día.

Memoria de tu voz y de tu cuerpo
mi juventud y mis palabras sean
y esta imagen de ti me sobrevive.-


LUEGO DEL DESPERTAR

Luego del despertar
y mientras aún estabas
en las lindes del día
yo escribía palabras
sobre todo tu cuerpo.

Luego vino la noche y las borró.
Tú me reconociste sin embargo.

Entonces dije
con el aliento sólo de mi voz
idénticas palabras
sobre tu mismo cuerpo
y nunca nadie pudo más tocarlas
sin quemarse en el halo de fuego.-


SÉ TÚ MI LÍMITE

Tu cuerpo puede
llenar mi vida,
como puede tu risa
volar el muro opaco de la tristeza.

Una sola palabra tuya quiebra
la ciega soledad en mil pedazos.

Si tu acercas tu boca inagotable
hasta la mía, bebo
sin cesar la raíz de mi propia existencia.

Pero tú ignoras cuánto
la cercanía de tu cuerpo
me hace vivir o cuánto
su distancia me aleja de mí mismo
me reduce a la sombra.

Tú estás, ligera y encendida,
como una antorcha ardiente
en la mitad del mundo.

No te alejes jamás:
Los hondos movimientos
de tu naturaleza son
mi sola ley.
Retenme.
Sé tú mi límite.
Y yo la imagen
de mí feliz, que tú me has dado.-




                             SÓLO EL AMOR

                          Cuando el amor es gesto del amor y queda
                          vacío un signo sólo.
                          Cuando está el leño en el hogar,
                          mas no la llama viva.
                          Cuando es el rito más que el hombre.
                          Cuando acaso empezamos
                          a repetir palabras que no pueden
                          conjurar lo perdido.

                          Cuando tú y yo estamos frente a frente
                          y una extensión abierta nos separa.
                          Cuando la noche cae.
                          Cuando nos damos
                          desesperadamente a la esperanza
                          de que sólo el amor
                          abra tus labios a la luz del día.-


                                                            José Ángel Valente



Imágenes: pinturas de la artista polaca, Tamara de Lempicka (Varsovia, 1898-1980)   




quiquedelucio@gmail.com
twitter@quiquedelucio

No hay comentarios:

Publicar un comentario