Páginas vistas en total

miércoles, 31 de enero de 2018

Atardecido


Séptimo año de una antojadiza antología de la poesía de todos los tiempos, seleccionada por el escritor Quique de Lucio. Esta pretende ser una antología cuyo sentido radica en la actividad del lector, en su lectura que organiza los textos como un proyecto de su propia aventura y goce creadores. Difundiendo a más de 2.500 escritores, respetando el derecho de autor.





Publicación N° 1.932-



                                                                                                                                       Carmen Ciria

Poeta española, nacida en Soria en 1950. Licenciada en Filología Románica por la Universidad de Zaragoza, es además profesora de lengua y literatura. Ha publicado, entre otros, "Espacios y distancias" (1993), "La luz y el unicornio" (1995), "En la hora de la fuga" (1997), "Amantes glaseados" (2004) que obtuvo el III Premio de Poesía "Leonor de Córdoba", "Árbol de invierno" (Sevilla, 2008), "Tonalidades para un viñedo" (carpeta de poemas y acuarelas, 2006), etc. Participó de las antologías "Artistas y escritoras andaluzas contemporáneas" (Sevilla, 1997) y "Mujeres en su tinta: aproximación a la poesía de género en Huelva, (2004).


                                                                                                  "se eligen los recuerdos
                                                                                                    más delicados y los momentos
                                                                                                    de epifanía, y se les raspa la piel
                                                                                                    con el filo de un cuchillo"












ODIEL ATARDECIDO

Ahí la quemadura bermellón,
la salina incendiada,
Odiel atardecido.

Aljaraque ensueña vuelo blanco...

Sobre el barro y el limo
de aluvión derrotado
y de bruces:
un dios en la marisma:
se desangra.-


***

Que para respirar me están bastando
sus ojos, aún remotos
y vuelo en su perfume.

Ah, tiempo que me ciñes
y bordas en mi almohada tu figura.

Como dardo de sol quemó su beso
espacios y distancias en mi vida.-


***

¡Ah tensa, deslumbrante ceguedad.

Nada me importa en este espacio.
Me llevaré tu maravilla en la memoria,

fuera de ti hace frío y nada es fácil.-


***

En torno a la bella Iseo juegan en la sala
sus doncellas y aguardan vehementes
el regreso de los caballeros.

Como el Unicornio, reclama amor todas
y cada una de las veces, virginidad e inocencia,
siempre y constantemente, eternidad de Luz,
candor encendido.-


***

E incendiarás la nada
para plantar un árbol de la vida
y escribirás los nombres de los seres
que te ayudaron a acabar con las sombras
a rechazar el fantasma que espiaba a la vejez.-



NADA

¿Y a qué dios debe invocar el caminante?

Transformado en cuclillo, cisne o lluvia de oro,
¿cómo reconocerlo?

Bullen las tiernas raíces hacia el agua
y olfatea certero el cachorro el rastro de la madre.

No mienten los cuerpos cuando finísimos
se convierten en aves, ni el reino de las algas
se equivoca cuando ensueña ser oro y navío.

Vacila sólo el caminante y qué terrible,
cuando elegido, se deshaga su dios como los otros.-




ESPALDA CONTRA ESPALDA

Espalda contra espalda, los amantes:
gladiadores sin voz que no se hostigan.

Ha borrado la lluvia de la noche
toda certeza, y no avanza el perfil
del mundo en torno al sol,
ni es seguro que se amen en la selva
criaturas fantásticas.

Han traído los vientos de la noche
abundancia de monstruos,
fango, alas quemadas,
mascarones en proas sobre un mar
de alfanjes y de heridas.

Espalda contra espalda, los amantes:
grotescos siameses del hastío.-



                                                                                                                                     Carmen Ciria







Imágenes: Pinturas de Hulya Osdemir  (contemporánea)








quiquedelucio@gmail.com





martes, 30 de enero de 2018

Leve canción

Séptimo año de una antojadiza antología de la poesía de todos los tiempos, seleccionada por el escritor Quique de Lucio. Esta pretende ser una antología cuyo sentido radica en la actividad del lector, en su lectura que organiza los textos como un proyecto de su propia aventura y goce creadores. Difundiendo a más de 2.500 escritores, respetando el derecho de autor.






Publicación N° 1.931-


                                                                                                                                    Pedro Lastra

Poeta, ensayista y crítico de Chile, nacido en Quillota en 1932. Entre sus libros de poemas figuran: "Traslado a la mañana" (1959), "Y éramos inmortales" (1969 y 1974), "Noticias del extranjero" (1979 y 1982), "Canción del pasajero" (2001), "Baladas de la memoria" (2010), etc. Su obra comprende innumerables ensayos y artículos sobre literatura chilena e hispanoamericana que integran publicaciones como. "Reelecturas hispanoamericanas" (1987), "Asedios a Óscar Hahn" (1989), "Leído y anotado" (1998), "Invitación a la lectura" (2001), etc. En 2011 ingresó como miembro de número a la Academia Chilena de la Lengua.


                                                                               "Nosotros disputamos a otro reino sus nombres
                                                                                a otros dioses sus cuerpos siempre ardientes
                                                                                que arrastraron los sueños, el amor,
                                                                                cuanto existe más acá del abismo" 













LEVE CANCIÓN

Mientras espero tu llegada
las aves sobrevuelan el jardín silencioso:
ellas también te esperan,
con sus alas dibujan tu figura
y te veo venir por un claro del bosque
junto al agua real
encantada por pájaros más veloces
que el sueño.-



REGRESO DEL HIJO PRÓDIGO

He olvidado los nombres
que fueron algún día
mi paisaje y mi llama
y es en vano
que agite la memoria
sus manecillas herrumbradas.-



BALADA PARA UNA HISTORIA SECRETA

Miras por la ventana un paisaje de invierno
y la maligna lluvia te destruye
porque eres la ausencia.

Estabas y no eras,
hablabas y el silencio:
nunca eres más bella que cuando sé que eres
la que no está conmigo.
No encuentro en la memoria
un nombre que te deje a mi lado, un instante,
un nombre que me salve de verte así, creada
por la palabra ausencia.

Y por eso la lluvia, y por eso el silencio
y la fuga que eres, y el vacío y el vértigo
que eres
cuando la ausencia toma tu figura.-



MADRIGAL

En el sueño inventé para ti una canción,
tus ojos alejaban en ella a la muerte
y tus manos venían
a borrar el celaje de algunas estaciones
sombrías del amor,
un invierno muy frío en el sur.

Huyó de mí en el día la canción,
fue hacia ti
que eras la voz amada
de ese coro de sombras.-



PRESENCIA DEL AMOR

El tiempo del amor es el presente
el presente que todo lo contiene
la aparición real de tu alma y tu cuerpo
lo ilusorio de ti
tu encantamiento
también tu lejanía
a veces sólo un nombre
y una voz que yo escucho claramente a mi lado
¿es un sueño es un pájaro o el rumor de una fuente?
y aunque estés o no estés
sueño y pájaro y fuente
has detenido el tiempo
como en la vieja escena
contada en una fábula.-

Gran desdicha tu ausencia
que yo procuro en vano conjurar
como ves
con pobres artes de imaginación
la pequeña moneda que le es dada
al hombre slitario
que te hace vivir en su memoria
como a una gacela perdida en el bosque
y encontrada en la noche del regreso:
porque fuiste quien eres de una vez
en una hora
de esplendor no abolido.-



AL FIN DEL DÍA

Pues nada habrá de ser
lo que fue alguna vez,
mi doble cotidiano
y yo,
que soy su sombra,
habremos de mirar al dador de la vida
diciéndole
con la vieja y debida reverencia:
los que van a morir te saludan.-





                                                                                                                               Pedro Lastra





Imágenes: Pinturas del artista belga Paul Delvaux.






quiquedelucio@gmail.com

lunes, 29 de enero de 2018

Pensamiento oculto

Séptimo año de una antojadiza antología de la poesía de todos los días, seleccionada por el escritor Quique de Lucio. Esta pretende ser una antología cuyo sentido radica en la actividad del lector, en su lectura que organiza los textos como un proyecto de su propia aventura y goce creadores. Difundiendo a más de 2.500 escritores, respetando el derecho de autor.






Publicación N° 1.930-




                                                                                                                                     Orietta Lozano

Poeta, narradora y ensayista colombiana, nacida en Cali, en 1956. Se desempeñó durante varios años como directora de la Biblioteca del Centenario de su ciudad natal. Sus textos han sido traducidos, en parte, al inglés, francés, portugués e italiano.. Ha publicado, entre otros, "Fuego secreto" (1980), "Memoria de los espejos" (1983), "El vampiro esperado" (1897), "Antología de Alejandra Pizarnik" (Ensayo, 1992), "Antología amorosa" (1996), "El solar de la esfera" (2002), "Agua ebria" (2005), "Peldaños de agua" (2010), "Resplandor del abismo" (2011), "Albacea de la luz" (2015), etc. Fue Premio Nacional de Poesía Eduardo Cote Lamus, 1986.


                                                                                                             "Soy la amante nocturna,
                                                                                                               la de noctámbulos besos,
                                                                                                               mis ojos, túneles profundos
                                                                                                               donde se pierde la soledad" 












PENSAMIENTO OCULTO

Por qué no vienes hacia mí
y posas tu palabra en mi desnuda carne
y renueva mi sangre y la calientas.
Juguemos con la lunática noche
a dibujar mi voz en tu boca
a danzar con música de agua.
Me crispa este sutil secreto
mientras amablemente hablamos
de las mil noches y una noche.-



PERDIÉNDOME EN TU CUERPO

Mi boca de poca risa
parte alegre hacia tu boca
y como siempre voy hacia tu cuerpo
estoy sin voz
a la hora de los besos.
Me detengo un minuto
en el silencio
para componer un canto a tus caricias
y voy perdiéndome en tu cuerpo.
La noche me envuelve lentamente
y las llaves de la casa
me recuerdan el regreso.-


POEMA AGONIZANTE

Déjame agonizar en el centro de tu carne.
Delgada casi etérea aparezco
como en una sesión de espiritistas
para translucir mi pesadilla.
He terminado mi ronda, entre púrpuras vasijas
oxidando mi garganta,
recogiendo el vuelo de los pájaros,
exhibiendo milímetro a milímetro mi cuerpo,
desplegando mis olores.
Mi tiempo no medido por relojes
corre húmedo, grasiento
a finalizar la curva peligrosa.
En el antiguo espejo de mi casa de arcilla
ya no veré mi rostro tatuado por el agua.-



PALABRAS

Fui lenta, vaporosa,
alegre espectadora
de un noctámbulo teatro
a mirar risueñamente
a la cantante calva
cuyos cabellos había dejado
suspendidos
en la intimidad del tiempo.-



OJOS HABITADOS

Ven, ciérrame los ojos con un beso
para que no pueda ver mi cielo,
y de nuevo
ábreme los ojos con un beso
para que así no pueda verlo entre mi sueño.
Oblígame al secreto
para que nadie diga de los besos,
y pídeme que cante
para que pueda hablarte.
Eres el que puso en mis labios
la voz, desde hace mucho tiempo,
y has habitado
mis manos
desde que mi sangre sólo estaba creciendo.
Ibas a preguntarme
por mi cadena insomne,
y era mayor el hambre de mi acecho
y la estructura de mis huesos
estaba decayendo.
Ven, ciérrame los ojos
para que pueda descansar mi ruego.-



INTIMIDAD

La noche vuelve secreta
a tantear mi cuerpo,
me penetra lenta y suave
me abro
como una flor nocturna.-



ESTALLIDO

El poema estaba por salir
pero las rejas milimétricas, las rejas metafísicas
las nerviosas rejas
lo sostenían en el lado horizontal de la memoria.
El estallido se produce,
la línea horizontal deviene multitud de líneas
y el poema baja hasta la más tranquila hoja.-





                                                                                                                                 Orietta Lozano




Imágenes: Pinturas de Dan Mc Cow  (contemporáneo)






quiquedelucio@gmail.com

domingo, 28 de enero de 2018

Amor mío

Séptimo año de una antojadiza antología de la poesía de todos los tiempos, seleccionada por el escritor Quique de Lucio. Esta pretende ser una antología cuyo sentido radica en la actividad del lector, en su lectura que organiza los textos como un proyecto de su propia aventura y goce creadores. Difundiendo a más de 2.500 escritores, respetando el derecho de autor.





Publicación N° 1.929-



                                                                                                                                  Blanca Andréu

Poeta y narradora de España, nacida en Orihuela, Alicante y residente en La Coruña. En Madrid contrajo matrimonio con el famoso novelista Juan Benet en 1985. A raíz de la muerte de su esposo ocurrida en 1993, se radicó en La Coruña  donde vive apartada de toda actividad pública. Obtuvo el Premio Adonis en 1980 con su libro. "De una niña de provincia que se vino a vivir en un Chagall" y el Premio Mundial de Poesía Mística Fernando Rielo en 1982 con "Báculo de Babel". Fue galardonada en el año 1981 con el Premio de Cuentos Gabriel Miró y en 1982 con el Ícaro de Literatura por su poemario "La tierra transparente".


                                                                                         "dame la noche que no intercede,
                                                                                          la noche migratoria con cifras de cigüeña,
                                                                                          con la grulla celeste y su alamar guerrero,
                                                                                          dame la ola de la oscuridad"











AMOR MÍO, AMOR...

Amor mío, amor mío, mira mi boca de vitriolo
y mi garganta de cicuta jónica,
mira la perdiz de ala rota que carece de casa y muere
por los desiertos de tomillo de Rimbaud,
mira los árboles como nervios crispados del día
llorando agua de guadaña.

Esto es lo que yo veo en la hora lisa de abril,
también en la capilla del espejo esto veo,
y no puedo pensar en las palomas que habitan la palabra
Alejandría
ni escribir cartas para Rilke el poeta.-



AMOR DE LOS INCENDIOS

Amor de los incendios y de la perfección, amor entre
la gracia y el crimen,
como medio cristal y media viña blanca,
como vena furtiva de paloma:
sangre de ciervo antiguo que perfume
las cerraduras de la muerte.-



CÓMO ME PARECERÁ EXTRAÑO

Cómo me parecerá extraño el aire que me envuelve,
cómo será así extraño,
cuando tú ya no estés,
la catedral del día,
el claustro que condensa la gran edad de la luz
y el carácter de las tormentas.

Amor mío, amor mío, tú sin día para ti,
enjambrando entre espejos y entre las cosas malas,
muerta la plata trascendental
y las ya antiguas anémonas de égloga,
muerta esta versión. que ahora oscuro, y declino,
para leerla, más joven.

Amor mío de nunca, afiebrado y pacífico,
versos para el pequeño pulpo de la muerte,
versos para la muerte rara que hace la travesía
de los teléfonos,
para mi mente debelada versos, para el circuito del violín,
para el circuito de la garza,
para el confín del sur, del sueño,
versos que no me asilen ni sean causa de vida,
que no me den la dulce serpiente umbilical
ni la sala glucosa del útero.-



CINERARIO

I

Ahora me pregunto que sería de aquel fuego
y de su noche, la ceniza.

II

El fuego es dios de nada, dijo el poeta, es nada
aunque a veces sople por las chimeneas
un aire alemán.

III

Ahora me pregunto qué fue de aquellos fuegos
y de su norte, la ceniza.

IV

El fuego es dios de nada -dijo el poeta- es nada
y jamás se controla por educación
o cualquier otra
sino que obra
y porfía.

V

Ahora me pregunto que será de aquel fuego
y su sepulcro, la ceniza.-


***

Dame mis manos degolladas por la noche que no intercede,
palafrén de las más altas mareas,
mis manos degolladas entre los altos cepos y las llamas lunares,
mis manos migratorias por el cielo de agosto.

Dame mis manos degolladas por el antiguo oficio de la infancia,
mis manos que sajaron el cuello de la noche,
el destello del sueño con metáforas verdes,
el vino blasonado que se quedó dormido.

Amor de los incendios y de la perfección.-






                                                                                                                                Blanca Andréu




Imágenes: Pinturas de Ivana Besevic (contemporánea)





quiquedelucio@gmail.com

sábado, 27 de enero de 2018

Baúl sin fondo

Séptimo año de una antojadiza antología de la poesía de todos los tiempos, seleccionada por el escritor Quique de Lucio. Esta pretende ser una antología cuyo sentido radica en la actividad del lector, en su lectura que organiza los textos como un proyecto de su propia aventura y goce creadores. Difundiendo a más de 2.500 escritores, respetando el derecho de autor.





Publicación N° 1.928-



                                                                                                                             Elsa Pérez Carrasco

Poeta chilena, nacida en Puerto Montt. Parte de su trabajo literario aparece publicado en los libros"Antología Diez Años de Talleres Literarios" (1984), "Nuevas Voces" (Osorno, 1995), "Voces de mujer" (1996), "Rostros de la palabra" (2001), "Fragmentos de una historia" (2002), "IX Concurso de Poesía Voces del Chamamé" (España, 2004), "Baúl sin fondo" (2006), , etc y en las revistas literarias "Pájaro verde", "Divulgando la Literatura Regional" (2008), "Antología Poesía Chilena en el año del Bicentenario" (Santiago, 2011),etc. Algunos de sus textos han sido musicalizados por la cantautora Elizabeth Coli Guerra.


                                                                                  "los ojos de la amante no tienen horizonte
                                                                                    son fantasmas tus besos
                                                                                    huérfanos sus labios
                                                                                    anclas sus caderas en la piel de la cama"














Del libro "BAÚL SIN FONDO"

Quiero camuflarme en tu lunar con forma de corazón
abrirte desde los hombros hasta el ombligo
para que veas cómo se siente
para que sientas cómo se ve
una mujer en forma de cruz.-


***

Mi cabeza da vueltas y vueltas
a golpe tendido la piel me perforas
como un mapa en el agua
sumergida me veo en el océano de tus estrellas
mientras naufrago en tu piel
sin querer encontrar la orilla.-


***

Cuando ya no estés qué hacer
cuando se apaguen la noche y los perros ladren
cuando crujan las paredes y mis pasos no te escuchen
Qué hacer cuando no estés
qué decirle al silencio
al miedo
a Dios
Qué decirle.-


***

Habría preferido una pausa tras otra
pero mi armadura dio vueltas
en el huracán de unas piernas
que le hacían sombra a mi sombra.


***

Quiero que me devuelvas todas las semillas
todas las estrellas que estrangulé en tu boca
y no olvides llevarte esta camisa de fuerza
que tu llamas "amor".-


***

Es invierno y vuelo boca abajo por tus pliegues
dibujando anclas en tu río se me cae el rostro
Tus dedos son como una emboscada de cruces
todo es frágil y enloquecedor en este viaje
sabiendo que tu cuerpo esconde
un huracán de molinos.-




Del libro: COORDENADAS

Todo es circular cuando demoras los besos
los ojos no se buscan y tu cuerpo despierta
como si conociera desde siempre el mar
y abres mi piel girando alrededor de tus manos
todo a pausas como el sol entrando por la ventana
todo lluvia después
tibia lluvia que me adormece.-


***

Ni me dejas ir en el juego circular de los abrazos
cuando te pones de rodilla para buscarme
y yo no de rodillas para buscarme
y yo no de rodillas todo te lo doy
lo que quieres lo que no conoces
Cuando late el corazón en su forma de naranja
ya no duele tanto la tristeza
no duele tanto como dicen
las lágrimas en la boca
la puerta abierta para siempre en luna ciega
Sin buscarme me duermo
como un niño con juguete nuevo.-


***

Siempre que terminas durmiéndote en mi cuello
el juego empieza desde abajo desde los pies
Subiendo la desnudez a las manos
y entonces despierto siempre a la misma hora
que tú quieres que despierte
para mirar tus ojos como al principio: la magia
La nuez de mi boca en la palma de tu mano
desbordándose tu lluvia en mis profundidades
y el ahora no importa no tiene ningún sentido
sólo debemos lanzarnos en caída libre
sabiendo que abrieron todas las amapolas.
Que la muerte ya no duele tanto si nos vamos juntos
porque este cuerpo tiene todas las palabras
que necesitas aprender para volar.-






                                                                                                                         Elsa Pérez Carrasco





Imágenes: Pinturas de Darren Thompson  (contemporáneo)










quiquedelucio@gmail.com

viernes, 26 de enero de 2018

Arqueología

Séptimo año de una antojadiza antología de la poesía de todos los tiempos, seleccionada por el escritor Quique de Lucio. Esta pretende ser una antología cuyo sentido radica en la actividad del lector, en su lectura que organiza los textos como un proyecto de su propia aventura y goce creadores. Difundiendo a más de 2.500 escritores, respetando el derecho de autor.





Publicación N° 1.927-



                                                                                                                            Marisol Barahona

Poeta de Colombia, nacida en Bogotá en 1992. Es docente, Licenciada en lengua castellana, inglés y francés por la Universidad de La Salle. Actualmente es docente catedrática de la Universidad Pedagógica Nacional y del Instituto Distrital para la Protección de a Niñez y la Juventud. Sus textos han sido publicados, entre otros lugares, en periódicos universitarios como "Expresión libre" y en la revista "Zonadetolerancia". Participó en el el IV Recital Internacional de Poesía "Universidad de La Salle".



                                                                                          "Buscar la respuesta en el último vagón
                                                                                           en el viajero que colecciona mariposas
                                                                                           y que ya ha olvidado
                                                                                           cuántas ha atravesado"












ARQUEOLOGÍA DEL TIEMPO

Seremos
los únicos que haremos de la nomenclatura
citadina
un poema de amor
                 o que fuimos
escrito en el asfalto
lo desvanece
el agua lluvia.-



UNA PUTA EN EL CONFESIONARIO

Pido perdón por existir
por ser mujer
por permitir pasar almas en el medio de mis piernas
por enamorar a tanto hombre
y olvidarlo en vísperas de un amanecer
por amamantar tanta boca
y calmar tanta pasión regada,
y en las aceras mermar el hambre
que se sostiene de esquina en esquina



EXTRANJERA

No he volado
no conozco el mundo
Sé a que huelen las calles
donde me siento extraña
He visto ojos que no son de estas tierras
y miradas lejanas que me persiguen
He amado hombres que no conocen mi casa
ni yo las suyas
tan solo una intersección aquí y allá
He vivido en mi Louvre de pitillos
he sido puta en Moulin Rouge
he sido Jeanne Samary

Ahora
una amante
disfrazada de nieve.-



POEMA DE ABRIL

Me enamoro
del dios
que hay en cada hombre
el territorio de sus carnes y
retrocedo tímidamente

El silencio permite la atemporalidad
cuando veo que es la amabilidad y la magia
vestida de hombre

El único acto de amor en el mundo
es soñar en voz alta.-



SOY

Soy en tus brazos
un león deshojado
soy en tus ojos
un llanto prematuro
soy en tu alma un ave
anidada
soy en tus manos
algo invisible
soy en tu memoria
culpa
soy en tu nuca
un recuerdo callejero
soy en tu pecho
la respiración agitada
soy en tu ombligo
mi lengua bajando
soy en tu imaginación
una sola foto
soy en tu tristeza
mi vacío.-



140

Ciento cuarenta poemas para mediodía
no son suficientes para diez cigarrillos

Atajan este cuerpo que sólo respira
versos y nicotina

Contienen esta tristeza que es más
grande que la lluvia

Detienen a una mujer gris
que baila de vez en cuando

Con sombras que desaparecen
o se esconden a medianoche.-



VESTÍBULO

Ese lugar donde reposamos
donde hacemos antesala
al desvanecimiento
quizás
un paisaje a la eternidad
un beso mate el recuerdo
subterráneo de nuestros días

Polvo escarchado de omisión.-




                                                                                                                        Marisol Barahona





Imágenes: Pinturas de Karen Wallis (Inglaterra, contemporánea)







quiquedelucio@gmail.com



jueves, 25 de enero de 2018

Cuando al amor


Séptimo año de una antojadiza antología de la poesía de todos los tiempos, seleccionada por el escritor Quique de Lucio. Esta pretende ser una antología cuyo sentido radica en la actividad del lector, en su lectura que organiza los textos como un proyecto de su propia aventura y goce creadores. Difundiendo más de 2.500 escritores, respetando el derecho de autor.





Publicación N° 1.926-



                                                                                                                            Ana Montojo Micó

Poeta y narradora española, nacida en Madrid en 1949. Comenzó a escribir desde muy joven. Participó en el taller literario del escritor Enrique Gracia en la Casa de la Cultura de Majadahonda. En 1998 ganó el Premio de Poesía para Mujeres "Carmen Conde" con el poema "Cuando vuelvas". Fue finalista del Premio de Poesía Juan Van Hallen del Ayuntamiento de Torrelodones. Es correctora de textos profesional y administra el blog "El humo ciega mis ojos".



                                                                                          "Bailan los árboles un ritmo melancólico
                                                                                            de revuelos en verde y amarillo.
                                                                                            Lástima que la lluvia
                                                                                            les ponga perdiditos los volantes"    











CUANDO AL AMOR

Cuando al amor le da por suicidarse
no hay quien sea capaz de detenerlo;
de pronto se congelan los abrazos
y queman las palabras de ayer mismo.

Regresan los sicarios del orgullo
desde un negro reducto masoquista,
a destruir la cándida inconsistencia,
de querernos sin turno de preguntas
cuando éramos idiotas como niños.

Ahora que hemos crecido y somos listos,
no nos engaña nadie; nos protege
nuestro propio demonio de la guarda
de cualquier tentación de ser felices
para poder dormir, plácidamente,
sobre la tibia almohada del fracaso.-


***


                                          "Si pudiera vivir nuevamente mi vida
                                           en la próxima trataría de cometer más errores"

                                                                                     Jorge Luis Borges
                                             


Yo, al revés que el poeta, cometí
casi tantos errores como pude,
si por error se entiende
dejar el corazón a la intemperie,
expuesto a toda suerte de peligros
salvo el de ser feliz y acostumbrarme.

A gala tengo
haberme equivocado muchas veces
sin haber aprendido casi nada,
y permitirme el lujo de estrenar
en cada amanecer
una nueva derrota reluciente.

He bebido el ahora de manera insensata;
como si cada día fuera el último
del resto de mi vida
y el futuro tan solo se tratase
de un incierto espejismo.

Hice mal casi todo lo importante:
No ahorré ni un peso,
fumé, no hice deporte,
y hasta me enamoré de algún extraterrestre
sin requerir informes de solvencia.

Tuve hijos
y no los preparé ara el mañana;
me limité a quererlos mucho más
de lo que hubiera sido razonable.

Y aquí estoy
instalada de golpe en el futuro
sin chaleco antibalas, sin fortuna,
sin refugio antiatómico siquiera
que pueda protegerme
de la lluvia de abril y de tus ojos,
amor...y de tus ojos.-


***

Camina por el parque
un miércoles de otoño
sin ton ni son sin perro,
sin silla que empujar
de anciano ni de niño.

No anda ni deprisa ni despacio
se deja acariciar
por el sol mentiroso de noviembre.

No corre tras un cuerpo inverosímil,
sólo fuma con música de pájaros.

Enfermo terminal de soledades,
parado, jubilata, delincuente
o al menos sospechoso de tristeza.-


***

Pesa la tarde
las hojas ya no pueden con su alma
sin un soplo de aire que las mueva;
los minutos corren con parsimonia
y se me caen los párpados
esperando que vuelvas.

Cuando llegues
no sé si seré yo la que te aguarde
o me habré convertido en árbol seco,
sin fruto de palabras ni de abrazos;
quizá esta calma chicha
pueda acabar conmigo.

Sólo pido
que de una vez estalle la tormenta
y que nos deje desnudos y de frente,
empapados y limpios,
que nos lave la culpa
o acaso nos arrase sin remedio.-





                                                                                                                      Ana Montojo Micó





Imágenes: Pinturas de Francoise De Felice






quiquedelucio@gmail.com





miércoles, 24 de enero de 2018

Corazones de estrellas


Séptimo año de una antojadiza antología de la poesía de todos los tiempos, seleccionada por el escritor Quique de Lucio. Esta pretende ser una antología cuyo sentido radica en la actividad del lector, en su lectura que organiza los textos como un proyecto de su propia aventura y goce creadores. Difundiendo a más de 2.500 escritores, respetando el derecho de autor.




Publicación N° 1.925-



                                                                                                                          Alejandro Campos

Poeta, narrador y editor de México, nacido en Cuernavaca en noviembre de 1983. Diplomado en Artes Plásticas CMA. Especialización en edición Versal de la UNAM. Es catedrático de nivel medio y superior. Miembro de la plana editorial de diversas publicaciones periódicas. Ha publicado, entre tros, "Oraciones temblorosas" (2005), "Ciudad insomne" (2005), "Tiempo azul" (2005), "Canto de Amates" (2008), "Melancolía del olvido" (2009), "Sombra" (2010), etc. Fue Becario en el área Literatura del FOECA en 2004-2005, 2009-2010. Ha participado en encuentros literarios en su país y en Canadá, Cuba, Perú, Ecuador, Colombia y Uruguay.


                                                                                             "Hoy mis lágrimas se atrevieron
                                                                                               a elevarse, se fusionaron con las aves
                                                                                               cuando una hoja se la llevaba el aire
                                                                                               después prorrumpieron las flores blancas"













LAS HOJAS DEL FICUS SON CORAZONES DE ESTRELLAS

Las hojas del ficus son corazones de estrellas
se elevan como manada de gestos que zurcen mares
trepan al aire como gorriones de vuelo zigzagueante

Las hojas del ficus son corazones de estrellas
se elevan como manada de gestos que almuerzan telarañas
leen el fuego como nerviosos búhos

Las hojas del ficus son corazones de estrellas
se aman Se remiendan como el fuego
Se montan como el polvo
Se engullen como el mar
Se repasan como el aire
Perennemente breves
Perennemente huidizas

Sólo son hojas
Sólo se aman
Sólo se elevan.-




POEMA TRIBUTO

        Tú vienes toda entera a mi encuentro,
        y los dos desaparecemos un instante,
        nos metemos en la boca de dios
        hasta que yo digo que tengo hambre o sueño.
                                                        Jaime Sabines


Y así como Adán y Eva en su primer día
nos miramos
y nuestra mirada es nocturna huída
cae en hojas
y en sus hojas son granos de lluvia
guijarros de lluvia
semillas de ternura
y temblamos
y nos recorren rojísimas hormigas
y nos besamos
como cíclopes de amor enfebrecido
y al amarnos nos salvamos de la muerte
o navegamos en ríos venturosos

Y si cantas en venticas me despeño
que escudriñan árboles de piedra
o del mar el silencio
cuando suena el rayo quebrantando el sauce

Tu mirada
huele a zozobra contenida
de las manos de mis ojos
por recorrerte.

De nuevo dime que la eterndad
se puede contener en nuestros besos
que en gramo de arena devastar la vía láctea puede
que la tempestad es frágil como la nostalgia de la flor
que podamos amanecer en la transparencia del aire
llegar al vertedero del sol.-



CUPIDO INTERNAUTA

Si soy canción de olas y gaviotas
un eco multiplicador de caricias
tú serás mi temblorosa añoranza
Mi reprimida euforia en un oleaje de sueños
Los gemidos perdidos formados en limbos

¿Cuántos vendavales vinieron
desde aquella vez que dejamos
de seducirnos a destiempo?
Desterraste fieros enjambres de mi mente
tus besos en la sombra de mi piel
me dieron ramos de viento
para olfatear el corazón de las nubes
y robarle suspiros a los cielos
desde abismales árboles

Amándonos viramos cuesta abajo como afable río delirante
la piel floreció como sudores que perfumaron
nuestros cuerpos como el campo de una lluvia sin nombre
Hoy, invoco el recuerdo de tu vientre
el momento en que mis serpientes ansiosas
vencieron tus caderas.

Tu nombre clavado estará en mis noches
aquellas albas de luna
donde me enseñaste ese amor
que cabe en todos los cielos
¡Que el recuerdo de tu silueta me domine
por siempre y siempre
como un loco por reptar entre tus humedades
o el reflejo de tus ojos!

Abrigar de nuevo el color de tus gemidos
trotar mi lengua por tu esalda
Esbozar con mis dedos púrpuras libélulas
buscar la perla que escondes donde se limitan los paisajes
y hueles a música.
Como el simple deseo de dos amantes consumidos
por la distancia
por los imposibles mañanas
y las historias que aún irrumpen nuestro aire.-



BUSCO

Busco
el conjuro
que desvanezca los miedos
las culpas
y las edades

Busco
la vida
que parte del olvido
sin rumbo
las fulguraciones
inconsondables
de este determinismo
indecible

Busco...
busco.-





                                                                                                                         Alejandro Campos



Imágenes: Pinturas del arte digital contemporáneo






 quiquedelucio@gmail.com

martes, 23 de enero de 2018

Mi vicio

Séptimo año de una antojadiza antología de la poesía de todos los tiempos, seleccionada por el escritor Quique de Lucio. Esta pretende ser una antología cuyo sentido radica en la actividad del lector, en su lectura que organiza los textos como un proyecto de su propia aventura y goce creadores. Difundiendo a más de 2.500 escritores, respetando el derecho de autor.





Publicación N° 1.924-



                                                                                                                     Cristina Saavedra Ramírez

Poeta de Chile, nacida en Santiago en 1987. Licenciada en Literatura Creativa de la Universidad Diego Portales y profesora de Lengua Castellana y Literatura de la misma universidad. Realizó y publicó su tesis poética de pregrado "Esculpiciones" con el poeta chileno Raúl Zurita. Ha cursado talleres con los poetas Soledad Fariña, Adán Mendez y Gonzalo Millán. Fue publicada, entre otras, en la antología universitaria "Lanzaletras". Actualmente se desempeña como profesora de Literatura.


                                                                                             "Sólo tus dedos redibujando contornos
                                                                                              yo presa en una pecera imaginaria
                                                                                              vomitando peces y una más
                                                                                              entre ellos" 










MI VICIO TAN MÍO TAN MÍO

Hay vicios incorpóreos que se huelen en el aire
Hay otros que carcomen los huesos.
Algunos vicios se estancan de huecos
con musgo en los ojos
cada vez que veo un gusano brotar como tallo
o diente de dragón.

Yo tengo más que un vicio
cogollo azucarado
con chinitas comiéndote por la boca
Se me pega tu polen en las manos
cuando voy a tocarte
y soy aún más blanca
Cangrejo almidonado
mis venas en tus inyecciones
moretones y brazos
con tenazas de piel afilada
y tu olor dentro mío
flotando hacia abajo
rellena de espuma
me despanzurras y aureolas
dejan tus colmillos
en mi cuerpo de trapo.-



EN LA PARED DE LO INDECIBLE

Junto a la espera de la quietud
y los lagos de tus ojos sin olas
con un punto de petróleo al centro
que empequeñece ante la luz
y traga oscuridad así de grande.
Ultramar y cosechas que botan
las orillas de tus olas rompiéndose
peñascos frente a mis manos
unidas a los juncos esponjosos
de tus cápsulas.

Laberintos en el arrecife de tu garganta
a flor de agua empedrada
las enredaderas cuello a cuello
nos trepan hojas
y azulejos que tapizan tus vertebras
le dicen adiós a mis dedos.
Inmantadas escaleras nos conducen
los azulejos se quiebran
escalón por escalón se hacen polvo
y magnéticamente iguales
somos carne del metal me dices.
Acero e imán son uno en el mar elástico
flotando el tejido de tus misterios eléctricos
escalofríos en las aletas de mi espalda
me devuelven una  a una tus pestañas
descocidas de las rocas.
Nácar la capa interna de tus huesos
irisados reflejos difractados en mis ojos
molusco adherido a tus peñascos
ni la última marea me borró a tus pasos.-



LOS ZAPATOS DE LA NOCHE

Los zapatos de la noche
y el aullido del lobo con cara de luna
invocando tu gruñido en la niebla del aliento
nunca más remarte
ni echar el ancla a tu fondo
naufragio inminente
ahogo
cadáver inflado de agua
ánima en pena.

Un cuerpo de incendios jamás apagados
las llamas rompiendo
la carne y el mármol
quedarse si rostro llorando máscaras.

por cada vaso
las burbujas de un alma hablante
bajo la cama acechan.-



COMO SI EXISTIERAS

Como si de verdad existieras
y tus ojos no fueran más que dos esferas de agua
humor vítreo rodando a toda velocidad
pr mi piel de escamas verdes.
De tanto ahogarme me salieron branquias y aletas
como si no estuviese cayendo la luna en tu pelo
o yo no fuera más que un pez
respirando el oxígeno de la muerte empapada de arroz
tu nido girando en su eje infinito
los círculos no sirven las plumas de abrigo.

Podría amarrar el anzuelo a mi boca
y sigue el camino con tu caña de pescar hacia mi escondite
o simplemente tira del hilo y estaré en tu garganta
oscuridad de una caverna de agua
en tu boca yo nado
y no podrás masticarme
pero qué problema habría de tragarme
y escamar tu estómago
de escarcha celeste.

Sólo tus dedos redibujando contornos
yo presa en una pecera imaginaria
vomitando peces y una más entre ellos.
Me he sentado en tus dientes a esperar si vuelves
o si existieras
todo se borra de un trago y en humo me derrites.

Pero si de verdad existieras he cosido el anzuelo a mi boca
y tu caña no pesca flotando tras de mí sola
domesticar la hilacha de tu cinturón
que me agobia en pasadizos de rocas
colgada mi cola aleteando de un lado a otro
tu nido y ni siquiera alimento para tus huesos.

Como si existieras
y mis uñas fueran el reflejo de tu hundimiento
caña de pescar hecha trizas
o acaso si te nombrara y las estrellas
te incendiaran haciéndote visible,
pero jamás podría nombrarte
no existes.

Este peso en los ojos son las noches sin párpados
y el anzuelo recogido inservible
busca tu caña al otro extremo.

Como s me gustara el sabor acero
de un anzuelo gancho inútil
que no necesita carnada.

Al otro extremo de la caña tu lengua al revés
y yo arriba como si existieras
o no te hubiese soñado
con un beso de musgo y piedra rodando en el pasto
y el hilo me lleva desde dentro a tu boca de hielo
y congeladas mis escamas se hacen polvo.-





                                                                                                        Cristina Saavedra Ramírez






Imágenes: Pinturas de Hollin Irvin (contemporáneo)








quiquedelucio@gmail.com






lunes, 22 de enero de 2018

No hacía falta


Séptimo año de una antojadiza antología de la poesía de todos los tiempos, seleccionada por el escritor Quique de Lucio. Esta pretende ser una antología cuyo sentido radica en la actividad del lector, en su lectura que organiza los textos como un proyecto de su propia aventura y goce creadores. Difundiendo a más de 2.500 escritores, respetando el derecho de autor.





Publicación N° 1.923-



                                                                                                                                    Mariana Kruk

Poeta argentina, nacida en Quilmes, Provincia de Buenos Aires, en otoño de 1983.Escribe poesía desde muy joven. Entre sus publicaciones, se encuentran: "Peras al olmo" (en co autoría con Sabrina Dominguez, 2005), "De la galera y más adentro" (2006), "Hasta la última uva" (Colectivo Editorial Otro Cantar) (Buenos Aires, 2011), "Migas", etc.


                                                                                          "cómo van a existir las canciones ahora
                                                                                           que mi corazón te envía coordenadas
                                                                                           y vos, ausencia tras ausencia,
                                                                                           prendés fuego a mi planisferio"


  









POEMAS 

no hacía falta que
se reúnan cenizas
pero igual sopló el viento.

anunciaron las agujas
una sola llama.

desde lejos una estación
susurraba nuestros nombres,
una canción nos resumía,
una esquina nos imantaba.

rodearon tus brazos mi cintura,
rodó mi corazón en la avenida.

rodó la noche nuestra película,
como siempre,
fue un éxito en las taquillas.

final abrupto, clásico.

una mujer que se parece
tanto a mí, llora.

la calle que deshabitaste
se funde a negro.-



YO HABÍA PERCIBIDO 


ya había percibido uno o dos signos del desastre...
pero me hice la otaria y lo mismo toqué tu timbre
una noche de asfalto recién llorado.

vos abriste la cerveza y el paraguas,
porque creíste necesario la profilaxis para arrimarte
a este corazón lleno de bichos.

y lo bien que hiciste, ahora que llueve a mares y
yo serpenteo tu nombre por el cuarto sin techo,
me falta un culpable y sólo tengo un espejo.-



***

¿y qué le voy a hacer,
si todavía quedan
tantas uvas?.-


***

ninguna nuez

pólvora fuimos,
ahora tos.

sangre hervida ayer,
piedra hoy.

todo el tiempo ruido,
ninguna nuez.-



BUENOS AIRES

buenos aires

más allá de tu adicción
a patearme el corazón
yo empiezo a amarte
cuando empieza enero.

Pala.

hay una memoria de la ciudad sin dudas,
del espacio, de los rincones,
de las casas, de una calle
y de una numeración exacta.

por eso Buenos Aires se me hace tajo,
tan llena está de todos
que es ya un hombre nuevo,
irresistible, impredecible, hijo de puta.

que me dice que sí pero no,
que me busca y me aleja,
que es hermoso y sabe que es hermoso
y no hay cosa peor.

Buenos Aires es un macho
que se hace el macho,
que me ignora y después llora o llueve
marcando territorio.

sabe cómo
y cuándo
y dónde
pedir perdón.

conoce cierta inclinación que tengo
hacia el masoquismo,
por eso sigue y sigue,
sabe que me puede.

sabe que por más que amenace y reniegue
no me puedo ir muy lejos,
en las entrañas llevo su demencia,
sus penas, su sexo, su bandoneón.-



SILVIOCIDIO

llueve y cuesta la noche
sin la posibilidad de tu ruleta.

-chau- dije
cuando debí morderme la lengua.

"fin" escribí en tu buzón
como una ametralladora.

una sola luna bastó
para el arrepentimiento.

ahora resta putearme en los espejos,
morir de canciones autobiográficas

y de estupidez.-





                                                                                                                                  Mariana Kruk





Imágenes: Pinturas del artista ruso Konstantin Razumov






quiquedelucio@gmail.com

domingo, 21 de enero de 2018

Para mi enjambre

Séptimo año de una antojadiza antología de la poesía de todos los tiempos, seleccionada por el escritor Quique de Lucio. Esta pretende ser una antología cuyo sentido radica en la actividad del lector, en su lectura que organiza los textos como un proyecto de su propia aventura y goce creadores. Difundiendo a más de 2.500 escritores, respetando el derecho de autor.




Publicación N° 1.922-




                                                                                                                             Elizabeth Sobarzo

Poeta de México, nacida en Ensenada Baja California, en julio de 1977. Es autora, entre otros, de los libros. "Sueños bajo la lengua", "Ábaco de Huesos", "Instrucciones para un suicidio seguro y sin dolor", "Vino de boca", Raza de alfileres", "Poemas para arrullar a los ojos hormigueros", ganadora de la mención honorífica del Premio a la Juventud 2000, es coordinadora de las Salas de Lectura CONACULTA. Es fundadora y responsable del círculo de creación colectivo arte-factos (2001-2008). Fue antalogada por Flora Calderón en una edición del ICBC y por Roberto Castillo en la Antología de Poesía Femenina (bilingüe) de Baja California .


                                                                                                    "no hay vértigo en el mismo abismo
                                                                                                      ni arrullo que agriete la espera
                                                                                                      huérfana para danzar y ser
                                                                                                      madre del cuello"
  









PARA MI ENJAMBRE DE PLANETAS

I

Siempre estoy al borde
en la esquirla del tiempo
a punto de brotar de tus ojos
lamiéndole las patas a tu cama
a tu mesa
sacando los cabellos de mis días
cada minutero que vibra tu sombra

Me arrastro
desde la lengua
hasta las consecuencias de perder tu
espacio
me pierdo en tus labios gruesos
de fruto en huerto ajeno

Me siento en tu memoria
en la calvicie de la desesperanza
en donde la misma luna quema la
espalda
cansada de cargar tus risas
la indiferencia de los cerros ciegos
que me ven desde arriba
como tú
sin notar mi fértil paso
y me derrumbo porque soy de fango
húmeda desde la esquina de tus ojos
hasta el incontenible llanto entre mis
piernas.-


II

Me disuelves en tu vacío
en tus manos que aun no me tocan
en el beso tibio que me penetra la
quijada
En mis piernas coloreadas
donde asumo el infortunio de tenerte
a breves lapsos
En donde tus palabras tropiezan en el
reloj
Que más que arena
parece de agua recia
y corre aprisa por acabarse
mi cabeza
el agua de mi cuerpo
Que sala esta silla
la sábana percudida en donde te sueño
Mis manos tenues
La pieza de metal que vive entre mis
labios
Esperando temblorosa ser arrastrada
por tus dientes de poder.


III

Me fundes
y renazco del calor de tu mirada
de tus escasas letras
que se pegan en mi cuerpo
Tú, nombre que sana mi pasado
Tú, boca de manzana inquieta
Pesadilla
Temblor de mi ciuda

Golpe bajo
Tú, guerrero blanco
Yo, caminante entre tu carnaval de
mundo
Otra más.-




POEMAS PARA  ARRULLAR A LOS OJOS HORMIGUEROS

VI

Soy brusca porque me perdí en la noche
buceaba el mástil que soltaste en alta
muerte
no me fijé en tu boca prieta
que me marcaba la orilla sin fronteras
no vi que era bueno el engranaje
que el timón de tu antesala
me abriría el intestino.-


VII

Ya se encajaron en mis uñas los recuerdos
ya se vino el peso de la marea agria
no tengo dedos para remendar el tiempo
perdí mi costurero de primer auxilio
y nado en busca del tercero quinto y
grito
pero estoy bajo el enjambre  de las
gaviotas
y nadie escucha a este hígado
encangrejado
se trenza y abate junto al sargazo
lejano sin orillas
donde soy experimento de las ostras
rabiosas
que me dan de su espuma para aliviar
mi muerte.-


XXIX

Me vestí de huesos
de boca culebra
me troné la piel de niña
pegada casi al sueño
me quebró mi madre
me rompió mi madre
me compró mi madre
un libro con letras bien chiquitas
que me fumo a nochesw
a veces desmayadas
que me incendio cuando tengo hoguera
que regalo cuando falta el papel adiós
para las certezas.-




                                                                                                                             Elizabeth Sobarzo



Imágenes: Pinturas de Gustav Klimt











quiquedelucio@gmail.com