Páginas vistas en total

martes, 25 de septiembre de 2012

Te he querido

                                                            Elsa López, poeta, prosista y novelista nacida en Santa Isabel de Fernando Poó, Guinea Ecuatorial, en 1943. Doctora en Filosofía Pura, Antropóloga y Catedrática de Filosofía. Residente en España, ha sido Presidenta de la Sección de Literatura del Ateneo de Madrid. Su producción poética se inició con el poemario "El viento y las adelfas (1973) al que le siguieron: " Inevitable océano" (1982), "Penumbra" (1985), "Del amor imperfecto" (1987) que fue Premio Internacional de Poesía "Ciudad de Melilla", "La fajana oscura" (1989) Premio Internacional de Poesía "Rosa de Damasco", "Cementerio de elefentes" (1992), "Al final del agua" (1993), "Tránsito" (1995), "Mar de amores" (2002) que obtuvo el XII Premio Nacional de Poesía "José Hierro". Parte de su obra ha sido traducida al francés, italiano, inglés y arabe.


                                   "Tú tienes la costumbre de los ríos:
                                    pasar por las riberas sin mojarte
                                    y arrojarte de golpe en los océanos"


1982    Poesía de Elsa López

Te he querido, tu bien lo sabes.
Te he querido y te quiero
 ha pesar de ese hilo de luto que me hilvana
al filo de la tarde.
Y tengo miedo.
De la lluvia, del pájaro de nubes,
del silencio que llevo conmigo a todas partes.
Tengo miedo a la noche,
a quedarme encerrada entre alambres del sueño,
a la palabra olvido
y a tus brazos en forma de barrotes dorados.

Miedo a recorrer la casa y saberla vacía,
o a quererte, de nuevo, mucho mejor que antes.
No me abandones en esta larga ausencia.
Recuerda lo que he sido para ti otros inviernos:
el tiempo de querernos indefinidamente,
el mar,
los barcos que llegaban sin muertos a la orilla,
el ruido de las olas al fondo de la casa.
Y el viento,
recuerda el viento, amor, doblando las esquinas.-


1985

He averiguado el nombre que le ha correspondido
y se define ausente, exiliada del sueño,
emigrante, perpleja, desgajada,
sin billete de vuelta.

Se declara sin fuerzas
y pide con vergüenza un poco de ternura.
Que le devuelvan, por favor, el mar.-



DEL AMOR IMPERFECTO
1987

Sabía que vendrías.
Que tu barca de acero encallaría en el fondo
entre las plataneras.
Que subirías la cuesta hilada de mocanes
por aquel caminito en forma de culebra.
Que primero llegaría tu cabeza,
luego el cuello,
los hombros,
tu espalda contra el risco y los dragos del lomo,
el beso adormecido.
Te quiero, me dirías.-

*************

Recuerda que la lluvia cayó porque yo quise
y porque tú quisiste me miraste al espejo
y me encontraste hermosa de verde y gabardina.
Recuerda que lloraste tomado de mi mano
y yo llené de besos tu infancia despoblada.
Recuerda que la noche llegó porque yo quise.
Y te miré a los ojos,
y te besé las manos,
y preparé tu ropa y el plato de naranjas.
Pero tuviste miedo.
Un miedo huraño y torvo.
Un miedo con relojes.
Recuerda que fue cierto.-



  

                                "Me importan un carajo las mareas,
                                el aire que respiras
                                y ese montón de hormigas
                                que pisas al mirarme.
                                (A mí lo que me importan son tus piernas,
                                el tono algo inquietante de tu melancolía
                                y esa forma que tienes de quererme
                                cuando estás frente al mundo)".-


                                               Elsa López


Imágenes: pinturas del artista belga, Paul Delvaux  (1897-1994)

   

No hay comentarios:

Publicar un comentario