Páginas vistas en total

jueves, 6 de septiembre de 2012

Canción del reincidente

                                          Álvaro Salvador, poeta y ensayista español nacido en Granada en 1950. Licencido en Filología Románica por la Universidad de Granada, en 1983 se doctoró en la misma universidad. Parte de su obra está contenida en los siguientes volúmenes: "Y..."  (1972), Premio Federico García Lorca, "La mala crianza" (1974) Premio Nacional Universitario, "De la palabra y otras alucinaciones" (1975), "Los cantos de Ilíberis" (1976), "Las cortezas del fruto" (1980), "Tristia" (1982), "Ahora todavía" (2001), "La canción del outsider" (2008), Premio Generación del 27, etc. Salvador fundó y dirigió la revista "Tragaluz", y en 1977 la revista cultural "Letras del Sur". Desde su fundación en 1992, ha sido miembro de la Junta Directiva de la Asociación Española de Estudios Literarios Hispanoamericanos.


                                    "¿Qué beso fue su beso?
                                    ¿El que te dió?
                                    ¿O el que luego escribió
                                    que te había dado?"


CANCIÓN DEL REINCIDENTE    poesía de Álvaro Salvador

uno
no se quita de amar
ni de fumar
uno descansa

son
como treguas que
uno mismo inicia
y donde uno
firma la paz
o acusa la derrota

y mira uno
salir a caminar
sin el cigarro
decir que no
que ahora va de veras

uno que quiere descansar
y uno se sienta
en ese mismo tranco
de una calle
cualquiera
y uno piensa

lo toma uno en serio
casi siempre
uno espera vencerse
y derrotarse
porque uno es capaz
el primer día
uno después
camina sin cigarro
y sin recuerdo uno
se recrea
y se hace fuerte uno
y se autoengaña

uno
marcha y trabaja
sin cigarro
y sin fijarse apenas
en lo otro
uno olvida que aquello
es una tregua

uno
de pronto se tropieza
y uno empieza
y si hace falta reza
y baja la cabeza
y la pereza
y es que ama uno
otra vez
agarra la colilla
y recomienza.-


DESCRIPCIÓN DE UN CUERPO

II
Desnuda eres como el azul del mar,
un mar bravío.

III
En la limpia corriente de tu cuello
se va mi corazón,
y sólo encuentra
arrecifes de miel
banderas dela vida.

IV
Heridas del amor,
flores de carne:
mi cuerpo ese jardín
donde tus dientes siembran
heridas del amor,
flores...


ESOS NO VOLVERÁN

Que su pasión fue un trágico sainete
lo leímos tú y yo en algunos libros;
la nuestra
que sólo al terminar fue apasionada,
no me parece drama ni opereta.
Los dos tuvimos lágrimas y risas,
yo tengo soledad, tú...
desconcierto.-


                        
                                LA CONDICIÓN DEL PERSONAJE

                                Te he buscado por bares y por días
                                sin saber encontrarte.
                                Recorrí las callejas de tu barrio
                                -donde vivo también, de vez en cuando-
                                y he dejado los rastros de mi paso
                                por si acaso los vieras, telegramas
                                que cortejan tu nombre en las aceras.

                                Te he buscado en mi agenda y en mis discos
                                sin preguntar por ti, sin visitarte,
                                porque a veces los años se parecen
                                a esas juergas que s´lo dan resaca.

                                Mas, a pesar de todo, te dedico estos versos
                                no sólo porque hacerlo es un vicio querido
                                sino porque con ellos quizás pueda mostrarte
                                la condición que exhiben algunos personajes:
                                "hombre cansado ya de muchas cosas
                                con papeles en regla de anteriores afectos
                                no demasiado joven y sin ningún dinero,
                                llama a tu corazón. No tiene fecha".-



                                              Álvaro Salvador


Imágenes: pinturas del artista francés André Lhote  (1885-1962). Del cubismo académico.





No hay comentarios:

Publicar un comentario