Páginas vistas en total

miércoles, 2 de marzo de 2016

Día y noche


Quinto año de una antojadiza antología de la poesía de todos los tiempos, seleccionada por el escritor Quique de Lucio. Esta pretende ser una antología cuyo sentido radica en la actividad del lector, en su lectura que organiza los textos como un proyecto de su propia aventura y goce creadores. Difundiendo a los hacedores, respetando el derecho de autor.



Publicación N° 1.290-

                                                                                            José Noel Olivares

Poeta y narrador español, nacido en Las Palmas de la Gran Canaria en 1954. Ha publicado, entre otros, los siguientes títulos: "Mandolina 10 Poemas bilingües" (1992), "Favor del cielo y comidilla de difuntos" (Málaga, 1996), "Cráneo o flor" (Valladolid, 2000), "Me amarás cuando esté muerto" (Barcelona, 2001), "Rasgos Epigramáticos" (Navarra, 2004), "Insulas encantadas - Relatos" (2005), "Tiranía del gozo" - Poesía erótica, "¿Quién soy yo? - Apuntes para una poesía sin autor" , coescrito con Leopoldo María Panero, Valencia 2002, etc.


                                                                                "Veladas lágrimas esculpen en tu rostro
                                                                                 un arrebatado ángel de dolor
                                                                                 en la oscuridad
                                                                                 llena de manzanas de oro"



DÍA Y NOCHE

46

Día y noche ruedan juntos
Por el intervalo de tu cuerpo
Tendido al borde del cielo
Oscuro abismo
       Tu cuerpo solo
Atento a la migración de pájaros y la
Traílla nullanguera
       Ruedan
los nombres y los soles
Inidentificados
El filo del hacha y los mechones apilados
De cada estación pretérita
En la vastedad al infinito ruedan
Inagotables.-


52

Habita tu carne y no dejes
La herida abierta del dulce festín inacabado
Sus ascuas afligidas
Y la malvasía insana del trastorno
Oh reidora
En el estuche de tus lágrimas
Se esconde el jengibre venenoso
flor de bienaventuranza
Que adormece el crimen
En el engastado revólver de los besos.


44

En una rama de alerce
Un dorado grano
Sobrevive al
Ala reveladora del cuervo

En el ramaje espeso
Un hilo dorado
Confundido en el negro refulgente
De plata ciega
Incinera el invierno.-


CRÁNEO O FLOR


II

A ti Iris, la más bella entre los mortales
La de blondos cabellos y mirar huidizo
Acercas tu mano para saludarme
Y me pierdo en la contemplación de tu cintura
Sólo puedo soportar tu presencia unos instantes
Después te olvidaré por mi propio bien.-


XV

Sabe, Ganímedes, que la noria
Es siempre la misma y renovada
Tu hermosa cabeza sonríe
Cuando el sol te despierta ya muy alto
Y exento de los rabajos te conformas
Y tus hermanos ebrios parlotean
Y salen dentro de ti y la bella
Muerta repite su rezo de todos
Los días.-


XXX

Divinamente pagano, Claudia, tu amante
Lleva una fotografía de su época de soldado
El gesto arrogante, la pose medida
¿qué me importa a mí si yo antes he sido tuyo
y tú después de mí has tenido otro antes que él
y él ha tenido también otra antes que tú?
Pues yo no voy por ahí contando mis pesares
Ni sembrando cizaña entre mis conocidos.-


LA SANGRE DEL PÁJARO

El poema se nutre de las cuerdas
vocales de los amantes
El poeta deja su sangre en la página en blanco
No recuerda nada de la noche pasada
Salvo una pesadilla donde ella
habla a los pájaros abatidos
En la nieve los colores sucios crean el horizonte
Y desfilan ahorcados en trajes de Armani
En la nieve sin ojos el viento sube lento
A llevarse las páginas inmortales
de los amantes
La grafía del pájaro
desangrado y el poeta mudo.-


LAS SEIS EXTREMIDADES

La mano derecha repta recta por tus medias,
la mano izquierda es una garra en guante de seda,
el pie derecho inicia en equilibrio
un paso de danza,
el pie izquierdo es la base firme
de una columna romana,
un sueño de reptiles en retozos morbosos
lleva tu cintura a considerable altura,
el pie derecho gana en diplomacia
lo que el izquierdo en acrobacia,
la mano derecha besa mientras la izquierda desgarra,
la quinta extremidad acerca su apéndice emocionada
inhalando emanaciones de fruta salada,
la sexta penetra audaz en el nido peligroso
y se inmola en un suplicio de gozo.-


DESDOBLAMIENTO DEL MUNDO DE LA ILUSIÓN

El bosque se mece y conserva la quietud
como el agua fluye en rumor de silencio
siete veces llevo la copa a los labios
y la amargura bate las alas del pájaro
sólo la conciencia insomne
dulce enemiga
dibuja la carga encima del pie.-



                                                                                      José Noel Olivares





Imágenes: Pinturas del artista contemporáneo Zao Wou Ki.




quiquedelucio@gmail.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario