Páginas vistas en total

domingo, 24 de abril de 2016

Del amor

Quinto año de una antojadiza antología de la poesía de todos los tiempos, seleccionada por el escritor Quique de Lucio. Esta pretende ser una antología cuyo sentido radica en la acividad del lector, en su lectura que organiza los textos como un proyecto de su propia aventura y goce creadores. Difundiendo a los hacedores, respetando el derecho de autor.
                                


  Publicación N° 1.340-                          

                                                                                              Miguel Ángel Gómez García


Poeta y novelista español, nacido en Oviedo en 1980. Licenciado en Filologia Hispánica por la Universidad de Oviedo, donde cursó  el Máster en Formación del Profesorado. Ha publicado el libro de poemas "Monelle, los pájaros" (2016). Ha participado, entre otras, de las antologías: "Soledades juntas" (2005), "Perro sin dueño" (2007), "El triunfo de la muerte" (2011), etc. Ha publicado en revistas como Clarín, Anáfora y en la revista digital La ignorancia. Fue finalista del Premio de novela Casino de Mieres  (2014) y del Águila de poesía (2015), Primer Premio "Fernán Coronas" en el año 2014 y del Dafne en el 2015.


                                                                          "Me da miedo el ruido del acontecer.
                                                                           Soy el que dice tal vez, el oscuro,
                                                                           el del collar de gotas de agua.
                                                                           Me hace temblar, ahora mismo, la luz cruda del día"       









LEITMOTIF DEL AMOR

Desde luego, aún huele a pizza.
Se acaba la película y vamos a la habitación
rosa, malva, morada, violeta,
polilla muerta, dibujante atropellado
y Paula Bonet
y sus amigos
y vino con dolor de estómago y corazón
y ojos brillantes que no vuelven
y pensar "contigo saldria Monelle"
y movería mis ideas a las tuyas
y me invitarias a tu bosque
y tú dirias"avanza por esta ebria oscuridad"
y pensaria que tu piensas que los pajaros remiten a ti
y nevaría
y te quedarias muda
y todos estarian muertos
y saldría del bosque sangrando
y estaria al lado tuyo pero no de tu mano
y seria muy hermoso.
Me llevaré todo de esta noche
aunque es posible que nadie más lo vea.-


XII

Sylvia Plath me mira desde la pared
y al menos 6 veces me dice
que-me-hurgue-con-un-puñalito
en la herida del vientre.

Como la mayoría de vosotros haría,
no le hago caso pero Sylvia Plath respira.
Sylvia Plath inhala mi sangre. Espera.
Sylvia Plath tiene ojos tristes, tristes, tristes.
Es hermosa, rabiosa, pesimista.
"¡ah, mira mi axila de luz y sombra", me grita.

La casa tiene disposición femenina.
Huele a papel. Huele a tinta.
Huele a mañana llena de un nombre.
Sylvia. Sylvia. Sylvia.
Estoy solo pero nunca estuve menos solo.
Nieva dentro de nosotros, una vida nos nieva.
Amenaza un negror claro.
Sylvia Plath tiene cicatrices y angel de la guarda,
por eso no me asusta.
Hay una Sylvia dentro de cada uno de nosotros.
Nos manda hurgar en la herida con un puñalito,
nos hace estar lejanísimos sin habernos
movido del sitio.
¿Lo ven?.-


DEDICATORIA

como un disparo de pistola sin gatillo

lanzando gritos por el poema
sobre la nada del poema
que no escucha,
cuya sola esperanza es la agonia
que ensucia tu alma con dedos
humedecidos.


SOLOS

Solos tú y yo, que adoramos
el mal de la ansiedad
y el trapecio de la distancia,
nosotros, solos los dos, buscando infatigables
la sangre de Plotino y mañana el poema
volvera a estar mirando a nadie.-


XXXVII

Y mi corazón desesperaba
era un pálido dibujo
y fueron cayendo todos los bailarines
en la planeada oscuridad..
Y mi corazon seguira desesperando.-


¡AH DE LA AMAZONA!

Estando muy seguro en mi certeza
hare un poema de tu cuerpo fresco
con la tinta de sobra, este cuerpo
con biografia, piel breve y gloriosa
de donde nacen cosas muy librescas,
donde efluyen, influyen, las atmósferas,
el clima femenino, zarzas vivas.
Nueve versos te hare de beso rápido,
Pentesilea mía, dulce Sara.-


HEMINGWAY EN SUEÑOS

Hemingway
llama a mi puerta
en sueños, su barba
más
real
que la expresion de mi cara
cuando me quedo soñando así
y tiene 55 años
y parece mas interesante
con sus ojos de lince
alegre y resistente
descuidado y
despreocupado.
Aprendo
rápidamente
a hablar inglés,
no de los archivos
ni de quienes nos rodean,
sino de la experiencia
con Ernest
después
de horas extraordinarias.
Si alguien me dice, debes
olvidarlo, no responderé.
Bueno, jamás
debe morir con la escopeta
predilecta
en la sien
ni siquiera estoy seguro,
cuando cuelgue el teléfono
del sueño ocioso.
Es demasiado audaz y
duradero.
¡Palabra!.-



                                                                                             Miguel Ángel Gómez Garcia




Imágenes: Pinturas de Julio Romero de Torres  (España)





quiquedelucio@gmail.com


No hay comentarios:

Publicar un comentario