Páginas vistas en total

viernes, 1 de julio de 2011

Agonía de los oscuros recoge tus frutos


Agonía de los oscuros recoge tus frutos.
Miedo de los mayores disuelve la esperanza.
Ansia de los débiles mitiga tus ramas.
Agua de los muertos mide tu cauce.
Herencia de los fuertes rinde tus armas.-

Alvaro Mutis: Poeta y novelista colombiano, nacido en Bogotá el 25 de agosto de 1923. Parte de la infancia transcurrió en Bélgica donde su padre ejerció como embajador. A su regreso empezó a colaborar en revistas literarias. En 1947 publicó su primer libro "La Balanza", en 1953 aparece por primera vez su personaje Magroll el Gaviero, en el poemario "Los elementos del desastre", que va a estar presente a lo largo de su obra. En 1956, se radicó definitivamente en México. Dedicado por completo al ejercicio literario desde 1986, ha publicado una importante obra de narrativa, poesía y novela de la que se destacan: "La mansión de Araucamia", "Iona llega con la lluvia", "La nieve del almirante", "Crónica regia", "Cita en Bergen", etc. Entre los importantes galardones obtenidos por Alvaro Mutis hay que mencionar: Premio Nacional de Letras de Colombia (1974), Premio Médicis de Francia (1989), la Orden de las Artes y de las Letras de Francia, la Gran Cruz de Alfonso X el Sabio, de España, el Premio Príncipe de Asturias de las Letras  (1997), el Premio Reina Sofía de Poesía Iberoamericána y la máxima distinción a un escritor de lengua española, el Premio Cervantes de Literatura en el año 2001.


              SONATA

Otra vez el tiempo te ha traído
al cerco de mis sueños funerales.
Tu piel, cierta humedad salina,
tus ojos asombrados de otros días,
con tu voz han venido, con tu pelo.
El tiempo, muchacha, que trabaja
como loba que entierra a sus cachorros
como óxido en las armas de caza,
como alga en la quilla del navío.
De su opaco trabajo nos nutrimos
como pan de cristiano o rancia carne
que enjuta la fiebre de los ghettos
a la sombra del tiempo, amiga mía,
un agua mansa de acequia me devuelve
lo que guardo de ti para ayudarme
a llegar hasta el fin de cada día.-



               NOCTURNO

La piel atrae el canto de un pájaro andrógino
y abre caminos a un placer insaciable
que se ramifica y cruza el cuerpo de la tierra.
¡Oh el infructuoso navegar alrededor de las islas
donde las mujeres ofrecen al viajero
la fresca balanza de sus senos
y una extensión de terror en las caderas!
La piel pálida y tersa del día
cae como la cáscara de un fruto infame.
La fiebre atrae el canto de los resumideros
donde el agua atropella los desperdicios.-


        CADA POEMA

Cada poema un pájaro que huye
del sitio señalado por la plaga.
Cada poema un traje de la muerte
por las calles y plazas inundadas
en la cera letal de los vencidos.
Cada poema un paso hacia la muerte,
una falsa moneda de rescate,
un tiro al blanco en medio de la noche
horadando los puentes sobre el río,
cuyas dormidas aguas viajan
de la vieja ciudad hacia los campos
donde el día prepara sus hogueras.
Cada poema nace de un viejo centinela
que grita al hondo hueco de la noche
el santo y seña de su desventura.
Agua de sueño, fuente de ceniza,
piedra porosa de los mataderos
aceite funeral de doble filo
cada poema esparce sobre el mundo
el agrio cereal de la agonía.-

                                                                      Alvaro Mutis

Los poemas de Alvaro Mutis seleccionados, pertenecen a sus libros: "De Magroll el Gaviero" y "De los trabajos perdidos" .-
Quique de Lucio

No hay comentarios:

Publicar un comentario