Páginas vistas en total

miércoles, 25 de enero de 2017

Mudas


Sexto año de una antojadiza antología de la poesía de todos los tiempos, seleccionada por el escritor Quique de Lucio. Esta pretende ser una antología cuyo sentido radica en la actividad del lector, en su lectura que organiza los textos como un proyecto de su propia aventura y goce creadores. Difundiendo a más de 1.600 escritores, respetand el derecho de autor.




Publicación N° 1.602-


                                                                                                                Flor Codagnone

Poeta y traductora argentina, nacida en Buenos Aires en 1982. Es Licenciada en Periodismo. brinda servicios editoriales, clínicas literarias y coordina talleres. Creó la materia Rock y Comunicación Social en la Universidad del Salvador. Escribió con Nicolás Cerruti "Literatura y Psicoanálisis: El signo de lo irrepetible"  (Letra viva, 2013), Tradujo parte de la obra de Lacan y de Los Beatles para la editorial Galerna en 2013. Sus poemarios publicados son: "Mudas" (2013), "Celo" (2014), "Resto" (Modesto Timba, Ciudad Autónoma de Buenos Aires, 2016), etc.



                                                                                           "si soy una canción,
                                                                                            soy una canción problemática
                                                                                            que alguien toca con un fuelle asmático,
                                                                                            con un viento libre y sureño"









MUDAS


En la imagen rota de los labios
asoma la desnudez cuando no hay más
y cerramos los ojos y nos vamos
vestidos, uno al lado del otro, azules,
escapando de un fantasma
que nunca terminó de nacer.-


**

Cambiamos de muerte un viernes.
Era de noche azul, nos tomamos las manos
y prometimos aquello que no dijimos.
Una sonrisa, apenas, o la energía
de la máscara.-


**

Estamos metiéndonos en lo profundo,
la espesura de tu mano no alcanza
a agarrarme, puedo escurrirme
como una miga de pan o como
un beso en la comisura.
Si nunca supistes decir "te quiero",
no es el instante.-


**

Las palabras van a morir
a la angustia
y no hay signo
que escape a ese paso.
Estamos condenados
a la música del adiós.-


**

No sé si lo soñé.
Hablabas dormido,
decías
cosas que apenas escuchaba,
pero entendía.
Era la noche del día
en que me desnudé
por primera vez.
¿Te acordás?
ajaste el cierre falso
de la primavera
y quedé frente a vos
con un cuerpo
que todavía no era mío.-

**

Después del cruce de palabras
el tren acerca sus luces
y entiendo
que no soy linda,
que ningún hombre va a quererme
aunque me quiera
o me desee
o me construya
con su mirada
o me escriba una canción
que reboque el modo
en que nos decimos y nos vemos.-


**

Todo fue mal después de vos
porque no supe de mí
y empecé a rasgar los lutos de otros,
a repetir
lo que decían los hombres
sobre las mujeres.
Y se me cansaron los pies
de escuchar esa canción
que habla del día y de mí.-


**

Me basta un beso precario
para extender las alas
y hacer mi arte:
convertirme en grulla
y volarte la cabeza o, desnuda,
en la nieve, disparar el arma
de tu sexo y enterrarme
con palabras y después...
hurgar la entrepierna
de mi pensamiento
y construir castillos
con voces de otros.

Hay quien dice que duele.-


**

Temo a mi boca,
violentamente temo
a la idea de mi boca,
a las curvas bajo el vestido,
a las cosas que puedo
si te dejo. Violentamente
temo a mi boca, al sentido,
a mis partes, a ser sola,
a la idea de la idea de la idea
cuando me desvisto.-


**

La sangre circula sola
y la pregunta es "¿qué?,
la respuesta no importa
ni lo que hayas escrito
dónde están tus papeles
a qué huele mi carne.
Acabaremos heridos
de cualquier modo, el vino
no me gusta. Por la noche
hay palabras que sobran.-


                                               
                                                                                                        Flor Codagnone






Imagenes. Pinturas de Roman Garassuta (Rusia, contemporáneo)







quiquedelucio@gmail.com



No hay comentarios:

Publicar un comentario