Páginas vistas en total

domingo, 24 de julio de 2016

Forma de amor

Sexto año de una antojadiza antología de la poesía de todos los tiempos, seleccionada por el escritor Quique de Lucio. Esta pretende ser una antología cuyo sentido radica en la actividad del lector, en su lectura que organiza los textos como un proyecto de su propia aventura y goce creadores. Difundiendo a más de 1.400 escritores, respetando el derecho de autor.




Publicación N° 1.426-

                                                                                               
                                                                                                     María García Zambrano

Poeta y narradora española, nacida en Elda en 1973. Estudió Ciencias de la Información en Sevilla y estudios de doctorado en Literatura, además realizó cursos de post grado en Letras Modernas en la Universidad de París y Semiótica y Lingüística en la Pontificia Universidad del Perú, en Lima y Literatura Hispanoamericana en la Universidad de Buenos Aires, Argentina. Ha publicado "El sentido de este viaje" (Alicante, 2007), "Menos miedo" (Torremozas, 2012). "La hija" (2015), etc.
Participó en diversas antologías como: "Poesía en Sidecar" , "En legítima defensa", "El salón Barney", "Voces del extremo", etc.



                                                                               "Que el banquero no se lleve los dientes de leche
                                                                                 ha venido el minero, la cirujana, el labrador
                                                                                 para abrir, y será un pájaro y tendrá horizonte
                                                                                 y traerá el vuelo y más, mucho más"     


   






GEOMETRÍAS

La forma de este amor es extraña.

No es un amor redondo
sin picos ni altibajos
no es un amor trapecio
un amor coral
un amor atracción de feria.

Es un amor de luna
con labios de papel
y corazón en medio.

La forma de este amor es navegable
es opaco y transparente
es líquido y gaseoso
con chispas
y electricidades
un amor contenedor
un amor pisa-papeles.-


EN MITAD DEL PARAÍSO

De la oscuridad,
el viento como un huésped
se instala en tus dedos
y tú
amor deseado por todos los jóvenes
permaneces dormida

recibiendo en tu vientre
la semilla del dolor.-



EL TIEMPO DE LAS UVAS

Hasta ti
costa de mis esperanzas
barco ebrio
navego.

Conozco los continentes
para llegar a tu abrazo.
Conzco los delirios
que traerá el temporal.

-El viajero no abandonó la patria
su amada hasta el fin de los días.

En el mar de los hombres.
En el mar de los nombres
me aventuro donde
las aves escapan
a costas amables
y me indican
el camino del sol.-


EL NACIMIENTO DEL MUNDO

Existe ese lugar donde quiero ir
al fin
acompañada de la mano invisible
deseo llegar
espacio profundo
donde nacen
los primeros sonidos
las primeras verdades.

Un lugar invisible y certero
que sólo siente
el que nombra
con la voz de los siglos
un lugar que sólo ven los niños.

Vedado a la razón, al sentimiento
pertenece al oscuro abismo
donde habitan los locos,
donde habitan los poetas.-


SALIDA NOCTURNA

Esta falda plisada
                              con botines
una blusa que vaya
                              con mis labios,
el escote imperfecto
                               que perturbe.

Al fondo del armario están mis ojos
cosidos con puntadas de limón.
No los quiero abrir, me muevo a tientas.
Elijo una piel que me borre la piel.


MENOS MIEDO

Me ha crecido una hermana de los ojos
y ahora puedo mirar el horizonte.
-¿El invierno es infinito?- me pregunta.
Mientras, damos de comer a dos palomas que golpean
con su pico los cristales.
_ Me duelen los dientes de masticar tinta.
Me ha crecido una hermana de los ojos
y ha amanecido.
La noche duraba más de un sueño, y a veces dolía
en la boca y en los párpados.
-¡Podré quedarme contigo?
Me ha crecido una hermana de los ojos
y ya no veo la muerte.-



OLOR A MADRUGADA

Anduve haciendo viruta
con la madera de tu espalda
y al ver que no eras tú
amanecí

en el año del silencio.

Boca cerrada.
Me mordí los dientes y no brotó
la saliva de tus labios.

Es difícil no tener la tentación de embarcarse
en el crucero nocturno que ofreces.
Me contengo y enloquezco:
los barbitúricos se los doy al pájaro
me acuesto con la alfombra
me como tus camisas.
Una sombra ausente ha despertado.
Olía a madrugada.

Detrás de esta sombra estaba
todo el silencio posible.

Este valle tiene alas,
que aparecen en fragmentos.

A temperatura normal me desdoblo:
medio poeta medio ministra
pero siempre dividida por tu cuerpo.-



                                                                                                   María García Zambrano




Imágenes: Pinturas de Franz Von Stuck  (Alemania, 1863 - 1928).





quiquedelucio@gmail.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario