Páginas vistas en total

jueves, 2 de junio de 2016

La boda

Sexto año de una antojadiza antología de la poesía de todos los tiempos, seleccionada por el escritor Quique de Lucio. Esta pretende ser una antología cuyo sentido radica en la actividad del lector, en su lectura que organiza los textos como un proyecto de su propia aventura y goce creadores. Difundiendo a más de 1.300 escritores, respetando el derecho de autor.




Publicación N° 1.377-

                                                                                                Daniel Nacinovic

Poeta , narrador y ensayista de Ucrania, nacido en Labin en 1952. Es además periodista y traductor. Está considerado uno de los poetas modernos más influyentes de su país. Ha publicado unos veinte libros de poesía, desde "Tu i tamo nedjelja" (1976) hasta el último "Manutekstura" (2006).Escribió dos novelas en los años 1980 y 1999 y un texto de ensayos "Desk" en el 2005. Ha traducido textos del inglés y francés a su idioma nativo. Los poemas aquí presentados fueron traducidos al español por Zejika Lovrencic.


                                                                             "la juventud aplastará muchos hormigueros,
                                                                               pero eso es también la vida,
                                                                               como la vida que acompaña
                                                                               este galope ardiente,
                                                                               este movimiento perpetuo de paso"          








LA BODA SILENCIOSA

¡Mírate, espejo;
mírate a si mismo!

Sólo ten cuidado de que
la luna no vaya hacia ti.

Tú, muchacha, con el rocío despierta
la punta de la hoja de salvia.

Sobre el pantano de corta vida
orgullosa y limpia.

Despierta el amanecer.

¿Oyes la voz sobre el despeñadero?
Quédate tranquila.

El universo toca el cuerno

La boda silenciosa de las flores pensamiento,
la música y la mariposa.

¡Obsérvate, espejo;
mírate en si mismo!

Sólo ten cuidado de que la
luna no vaya hacia ti.-


¿QUÉ LE DAREMOS AL VIAJERO?

¿Qué le daremos al viajero
cuando cansado llegue hasta nuestra casa?
¿Nuestro punto de vista del mundo?
¿Nuestro pasado y nuestro futuro?
¿O, quizás, el conocimiento
sobre el eterno vibrar del tiempo?
Al viajero, cuando cansado
llegue hasta nuestra casa,
le daremos un plato de caliente
caldo de pollo,
la palangana con agua,
ropa de cama limpia
y detrás de él cerraremos despacio la puerta.-


LIMPIADORAS

Al nacer el crepúsculo,
ellas son la gran luz de la tarde.
¡Almirantes de los buques de hormigón que navegan!
Y más:
buenas madres que con las telas húmedas
acarician las mejillas de hombres célebres,
recorriendo los ceniceros y las mesas,
las ninfas de Baco de la gran limpieza.

Que Dios les de la vida a las limpiadoras,
sombras en el corredor oscuro;
a ellas que tocan las cosas con sus manos,
dándoles significados reales
para que los pasos de mañana
no se tropiecen en la colilla sobre el suelo.-


CONSIDERACIÓN

Primero abro la ventana
y digo:
El dá es maravilloso,
¡adecuado para grandes hazañas!
pero, como a un ratón
me espera la vida
y gruñe con aquella mirada suya.

Entonces cierro la ventana
y digo:
Qué bueno es no ir a ninguna parte,
querer a esta migaja de soledad,
pero alguien me toca con el tiralíneas
y me mata con su mirada.

Luego me paro junto al vidrio
y digo:
Esta vida es bella, ¿cómo será entonces
la eternidad?
En este momento la vida sonríe
(como si hubiese soltado una ingenuidad)
y muy seriamente dice:
Sí, nos veremos de nuevo.-



SI CIERRAN LAS VENTANAS

Si cierran las ventanas
por las que se ven las estrellas,
y todo esto sólo
por abrir las entrañas,
dándose a la enfermedad pérfida
y, finalmente, a la muerte,
nos queda la persistencia
y el holocausto en nuestra propia sangre.

Sabiendo que la oscuridad
es fuerza,
fuerte en ausencia de la luz,
nosotros nos uniremos en las filas
y gritaremos a través de las paredes:

¡Vida! ¡Vida! ¡Vida!

¡Si cierran las ventanas
por la cual se ven las estrellas,
nuestros cuerpos alumbrarán el Universo!.-



                                                                                                 Daniel Nacinovic



Imágenes: Pinturas de Serge Marshennikov   (Rusia, contemporáneo)



quiquedelucio@gmail.com

1 comentario:

  1. Gracias Quique hacía tiempo que no me sorprendían las palabras.

    ResponderEliminar