Páginas vistas en total

sábado, 6 de agosto de 2016

Claridad furiosa

Sexto año de una antojadiza antología de la poesía de todos los tiempos, seleccionada por el escritor Quique de Lucio. Esta pretende ser una antolgía cuyo sentido radica en la actividad del lector, en su lectura que organiza los textos como un proyecto de su propia aventura y goce creadores. Difundiendo a más de 1.400 escritores, respetando el derecho de autor.


Publicación N° 1.437-




                                                                                                                     Gabriel Zaid

Poeta mexicano, nacido en Monterrey, Nuevo León, el 24 de enero de 1934.



                                                                                                 "¡Qué pretensión de paraíso fuera
                                                                                                   equilibrar el aire de la aurora !
                                                                                                   Yo me vuelvo a los vientres de la hora
                                                                                                   a clavar mis silencios en la espera"








CLARIDAD FURIOSA

No aceptamos lo dado, de ahí la fantasía.
Sol de mis ojos: eternidad aparte, pero mía.

Pero se da el presente aunque no estés presente.
Luz a veces a cántaros, pan de cada día.
Se dan tus pensamientos, tuyos como estos pájaros.
Se da tu soledad, tuya como tu sombra,
negra luz fulminante, bofetada del día.-



ELEGÍA

Yo soltaba los galgos del viento para hablarte.
a machetazo limpio, abrí paso al poema.
Te busqué en los castillos a donde sube el alma,
por todas las estancias de tu reino interior,
afuera de los sueños, en los bosques, dormida,
o tal vez capturada por las ninfas del río,
tras los espejos de agua, celosos cancerberos,
para hacerme dudar si te amaba o me amaba.

Quise entrar a galope a las luces del mundo,
subir por sus laderas a dominar lo alto;
desenfrenar mis sueños, como el mar que se alza
y relincha en los riscos, a tus pies, y se estrella.

Así cada mañana por la luz entreabierta
se despereza el alba, mueve un rumor el sol,
esperando que abras y que alces los párpados
y amanezca y, mirándote, suba el día tan alto.

Si negases los ojos el sol se apagaría
El acecho del monte y del amanecer
en tinieblas heladas y tercas quedaría,
aunque el sol y sus ángeles y las otras estrellas
se pasaran la noche tocando inútilmente.-



EVASIÓN

Desatar la canastilla
subir globos llenos de besos.
Ya va quedando el mundo atrás.
El fondo de los ojos da vértigo.
Tomarse desesperadamente.
Ser arrastrado por el viento.
Soltar arena, perder peso.
Ya estás en el espacio sin tiempo.-



FÁBULA

Acudes a tus ojos porque acudes,
los ojos de las noches estrelladas
Y su luz no es tu eco, no lo dudes,
es otra luz que mueve tus miradas;
Desde la luna, arcón de los rosarios,
hasta la luna sin itinerarios.

Luz del amor que llama a los amores
por encima del hombro para el viaje,
y en el espejo muestra sus pudores
de estrella antigua que abandona el raje,
mariposa, cristal, serpiente o perla
cuando se empaña nada más de verla.-


NACIMIENTO DE EVA

No tengo tiempo que perder,
me dijo al amanecer,
y desplazó un volumen de mujer.

Mar de mujer y piélago de sillas.
El astillar me dejas hecho astillas,
salpicadas de hielo las costillas.

Botaduras heladas y funestas.
Está bien. Pero qué horas son estas.
No te has quedado ni a las últimas fiestas.-


OLEAJES

El sol estalla:

Se derrumba
a refrescarse en tu alegría.
Revientan olas de tu pecho.
Yo me baño en tu risa.

Olas altas y soles
de playas apartadas.
Tu risa es la creación
feliz de ser amada.-


PASTORAL

Una tarde con árboles,
callada y encendida.

Las cosas su silencio
llevan como su esquila.

Tienen sombra: la aceptan.
Tienen nombre: lo olvidan.-




                                                                                                   Gabriel Zaid        



Imágenes: Pinturas del artista ruso Valentín Serov.







quiquedelucio@gmail.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario