Páginas vistas en total

domingo, 11 de mayo de 2014

Poesía peruana

Una antojadiza antología de la poesía hispanoamericana de todos los tiempos, seleccionada por el escritor Quique de Lucio. Para difundir a los creadores, respetando el derecho de autor.





                                                                Elí Urbina

Poeta y docente peruano nacido en la ciudad de Chimbote en 1989. Es profesor de literatura, carrera que ha concluido con la presentación de la tesis: "El hiperrealismo metafísico como corriente poética estimuladora del leguaje sensorial". Es además editor de contenido del libro Plexo Perú, Poesía y gráfica Perú-Chile del grupo de investigaciones poéticas y Casa Azul de Valparaíso, además de Plexo Puertos, Narrativa y gráfica del mismo grupo.


                                              "Después de la muerte vino la muerte
                                               y ahora sigue la muerte,
                                               sórdida, maldita y miserable
                                               ha nacido y sobrevive"





NI PORQUE PREDIJE NUESTRO FIN

pude descender hasta el ahogo
de esta ansia submarina

Eras el reflejo incontable del espejo en el espejo
eras el pasadizo hecho de sueños
a punto de acabar costantemente
eras a través de la superficie verdísima del lago
la reliquia acorde con la ilusión del tacto

De tus manos brotaron en torbellino los elementos
la vertebración del tritón de las tinieblas
el cachorro de pastor alemán ahora en los brazos del sueño

ah! yegua de imán
resurgiendo del subsuelo erizada de magnetita
esfera de luz cortada en rebanadas
encaracolado axolotl fosforeciendo
donde acaba el túnel de piedra mohosa tu boca espera
como el salto de esa catarata esmeralda
en el espacio

Son babosas las estrías luminosas
sobre el caparazón transparente de la aurora
son tantas las lampreas marinas que han besado
el arremolinado rabo de la eternidad

Como un rayo de turquesa
dirigido desde mi obligo al universo

Como un amuleto que llevara en el bolsillo
antes de tocarlo con mis manos
te encuentro amor   y en seguida   te desprecio

Siempre la alambrada o
el dragón volador entre nosotros
siempre el mismo eco del eco
la cornucopia de piedra pómez
anillada como el árbol de la vida
        en donde la luz se exilia cada siglo.-


Y SI RESUCITAR SIGNIFICARA

no sólo recuperar
el aliento
de la vida
sino también
recordar
otra vez
que perdimos
la razón de estar
entre lo vivo

Quizá

la convulsión telúrica del
recuerdo

nos devuelva en un
brusco
sobresalto

Tal vez así

al des
prender la
costra de lava
de mi herida

he de abrazar
nuevamente
la vida

Aun

cuando ya no sepa
para qué.-


MISTERIO DE LA MARIPOSA

I
La pequeñita diathria anna
es la llave que entreabre sutilmente
     la puerta al corazón del sequoia

II
La mortificada anteos menippe
     una herida ni abierta ni cerrada
     crepúsculo sin sol

III
La nocturna napeocles jacunda
     un claro de plenilunio suspirado
     por la soledad de nuestra alma

IV
La lapidaria parides iphidamas
     un negro pegaso pilotado
     por un homúnculo bañado en sangre

VI
La divina morpho didius
     la mantarraya azul de oro
     que se abre paso a través del cosmos.-


                                                                     Elí Urbina



Imágenes: Pinturas del italiano Umberto Boccioni  (Regio de Calabria, 1882-Verona, 1916)


Publicación de Quique de Lucio para "Nos Queda
la Palabra"
quiquedelucio@gmail.com

1 comentario:

  1. Querido Quique de Lucio qué grata sorpresa la de descubrir compartida mi poesía en esta casa verbal tan bonita. Te mando un abrazo.

    Elí Urbina

    ResponderEliminar