Páginas vistas en total

martes, 11 de junio de 2013

Yo soy el amor

                                                       Claudio Rodríguez Fer

Poeta, narrador y ensayista español nacido en Lugo en 1956. Estudió Filología en Santiago de Compostela. Desde la publicación de su primer libro en 1979 "Poemas de amor sem morte" es considerado una de las más prestigiosas voces de la actual poesía gallega. Posteriormente publicó: "Tigres de ternura" en 1891 con el que obtuvo el Premio Nacional de la Crítica. "Historia de Lua" (1984), "A boca violeta" (1987), "Cabra" (1988), "A una mujer desconocida" (1997), "Rastros de vida  y poesía" (2000), etc. Fue profesor de varias universidades de Estados Unidos y en Rennes.


                                      " Lo importante es irnos
                                       y no donde vamos
                                       y nunca llegar más lejos
                                       que antes de partir"



YO SOY EL AMOR, EL AMANTE Y EL AMADO    poesía de Claudio Rodríguez Fer


Libertaria manzana fruta de la vida
te siento dulce y suave en el suspiro:
eres azul ensueño de las rotundas esferas
que armoniza la poesía con camelias sensuales.

Yo quisiera que forjáramos juntos
un lecho de amapolas y violetas
edificando nuestro tiempo en las miradas
que descubren la mujer que hay en Galicia.

Pétalo cada poro eres amapola
de rojas mejillas y suave aroma
a manzanas camoesas. Subversivo rubor
nace de la sangre que nutre tu mar en cabellera
como surge el alecrín en la noche cerrada.

Mujer alegre flor de tojo eres violeta
que quiere crecer libre por los campos
cual retozan los bucles en el pubis y en la frente.
Tu tiñes de color lila mis anhelos
llovidos en común patria nublada.

De tu nación de niebla que comparto
me quedó esta hondura verde y húmeda
me quedó este silencio estas palabras
que hoy te dirijo desde la bruma.

Hay palabras en esta lengua que acarician
como tus ojos de almendra y de vieira
palabras fluviales para un cuerpo de gacela
cubierto de una piel de olas señeras:
Galicia habla en nosotros como la ternura.

Siento agitarse en ti fruta marina
la simiente de la vida en la naturaleza
y soy el pensamiento cuando amo
y soy el sentimiento cuando escribo
y soy el amor el amante y el amado.-


LA CABELLERA

Yo nací en un país verde finisterre que vago
          errante tras manada de vacas.
Incierto hijo soy de las tribus móviles que sólo se
          detuvieron cuando se les acabó el mundo.
No tengo otras raíces que las de la espora ni
          otra patria habito que la del viento.
Me siento de la estirpe de aquellos pueblos nómadas
          que nunca se constituyeron en estado.
Nuestro espíritu conoció el abismo y el sentido
          telúrico del entorno normal.
Nuestra historia es la del pueblo que perdió el
          norte y se confundió con los bueyes.
Pero yo recuperé el norte en medio del naufragio
          fluyendo sensualmente de la luna.
Y la inmensa cabellera es el laberinto en el que
          solamente hablo a quien yo amo.-


AMOR SIN MUERTE

Lengua lame emboca resbala lábil
lenta lengua en el lodo en que yacente
despierta resbala sierpe húmedamente
y ardiendo de vidriados ciñe hábil.

Labios consagrados nervio a nervio
detrás delante al cabo frente a frente
gamuzas como pubis refulgente
y detenidos en el tiempo verbo a verbo.

Piel con piel nácar en la carne
almizcles congelados por la aurora
espasman y jadean en la materia que arde.

Y la vida se prolonga serena e infinitamente.-


DENTRO

Yo sé que existo
porque puse una mano sobre tu vientre
y sólo tú estaba dentro.-


                                                     Claudio Rodríguez Fer





Imágenes: pinturas del artista ruso contemporáneo Pavlov Mstislav.


Publicación de Quique de Lucio para "Nos Queda 
la Palabra"
quiquedelucio@gmail.com
twitter@quiquedelucio

No hay comentarios:

Publicar un comentario