Páginas vistas en total

domingo, 9 de julio de 2017

Tus piernas

Séptimo año de una antojadiza antología de la poesía de todos los tiempos, seleccionada por el escritor Quique de Lucio. Esta pretende ser una antología cuyo sentido radica en la actividad del lector, en su lectura que organiza los textos como un proyecto de su propia aventura y goce creadores. Difundiendo a más de 2.000 escritores, respetando el derecho de autor.






Publicación N° 1.739-



                                                                                                      Marta Domínguez Alonso

Poeta y periodista española, nacida en Zaragoza en 1991. Es Licenciada en Filología Hispánica y Máster en Periodismo y Comunicación Visual. Actualmente es docente de lengua castellana y literatura. Ha colaborado en medios de comunicación con artículos de opinión en "El periódico de Utrera", "Heraldo de Aragón", en la sección de artes y letras y radio ABC, etc. Ha publicado los poemarios "Historia transida y poesía renovada" (Sevilla, 2012), "Una hoguera en los párpados" (Zaragoza, 2015). Sus versos aparecen también en revistas literarias como "Turia", "Nueva Grecia", "El ático de los gatos", etc.



                                                                                              "hay campos de amapolas
                                                                                              convertidos hoy en crisantemos. Hay
                                                                                              una llave que otea el horizonte
                                                                                              sin hallar posibles cerraduras"












ENTRE TUS PIERNAS

Entre tus piernas
el sol
reflecta rayos de oro.
Y yo me duermo sosegada por el mar
desde el otro lado del contorno de tus senos.
Por llegar a ti, cruzaré cada noche el Helesponto
como un Leandro de pies desorbitados.
Quiero ser estrella arrinconada,
anidando dentro de tu ombligo
y deshojar tu risa a cañonazos,
tirar del hilo de Ariadna de tus labios,
lamer la salvia que escurre pr tu pecho
y llorar estrellas encendidas
por las noches que no pueda ofrecer
tu cuerpo en algún templo.
En mi plegaria, tu sexo,
que otro tiempo tomé como tributo.
Tu sangre es el cáliz del deseo
que beberé del surtidor preciso
y del anhelo de saberte mía,
arrancaré tus piernas del espejo.-



ECCE HOMO

Soy humana,
he aquí la muestra de mi necesaria humanidad,
soy una plegaria hecha de escombros de Nepal,
una huella en el Atlas, como garras que se agarran a la roca,
un surco de tu piel, pequeña,
una sierra escarpada donde hallar múltiples muertes,
soy mil formas de morir,
miles de entrañas, una boca asombrada
en la boca del lobo,
soy gotas que titilan en la hoja
de este castaño que aquí ves,
diminutas gotas a punto de extinguirse.
Soy la piedra arrojada contra el tanque,
una nana a medias en Ramalah.
Soy un grito ahogado en Lampedusa.
El botón-ojo que mira alucinado,
de un muñeco de trapo,
un maniquí que se prueba el sudario.
Soy humana,
he aquí la muestra de mi necesaria humanidad.-


EUTOPOS

Y cerrar las puertas de la casa
y olvidar los fantasmas en las
almenas.
Los puñados de tierra se quedaron
cubiertos de caracolas.
Dejaste atrás los ríos,
la infancia y todos sus pesebres.
Abandonaste la imagen
estática, como una foto,
de la familia
e un día de tormenta con luz.
Decir adiós a ciegas
casi sin conciencia
y abandonar la casa del tesoro
las estancias antiguas como ecos
de ancestros que retornan de la muerte.
Esto es el eutopos, un bosque de abedules
envuelto en un adiós
con mano abierta.
Es un verano,
que eterno nos parece, en su comienzo
y luego nos engaña como el tiempo.
Piedra tras piedra los caminos descorren
nuestra vida.
Decir adiós al vientre,
al aire,
al hijo que se escurre entre las manos.-


LAS RUINAS DEL PARNASO

Me desperté una noche blanca y ciega
y tenía un sudario por pijama,
miré a mi compañero,
yacente a mi lado, él,
y también descansaba en su mortaja.

Abrí el balcón, crujió,
la calle en pleamar se desbordaba.
Las ruinas descolgaban del alero:
Europa era un escombro,
resquebrajaba el gótico
bogaban con la vara del laurel
los sabios griegos en medio del debacle.

No llegaron auroras boreales
desde el norte, sin aire,
y comprendí que el mundo era un cadáver
y los hombres, inertes
ladrones de cuerpos.-



IN MEDIA RES

Esto es un deshecho de poema
-basura-
"la llave otea el horizonte
y destapa huecos en que hallar
su cerradura"
Las palabras caducan en el verso,
que supura.-



LLUVIA

Cae la lluvia
con su necesaria verticalidad
que azota
detrás de mi ventana.
Llueve, llueve...
Sobre el farol todo es mar
que cae en gotas
hasta el fango y cubre el suelo
donde se hunde el alma
en su oleaje.-





                                                                                                            Marta Domínguez Alonso



Imágenes: Pinturas de Richard Johnson





quiquedelucio@gmail.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario