Páginas vistas en total

viernes, 4 de julio de 2014

Nocturno

Cuarto año de una antojadiza antología de la poesía hispanoamericana de todos los tiempos, seleccionada por el escritor Quique de Lucio. Esta pretende ser una antología cuyo sentido radica en la actividad del lector, en su lectura que organiza los textos como un proyecto de su propia aventura y goce creadores. Quiere ser fiel a esa experiencia única que es la lectura de poesía, a su escenario de un habla compartida que la convierte en un ritual primitivo. Difundiendo a los hacedores, respetando el derecho de autor.



                                                                Fabio Castillo

Poeta y gestor cultural de Honduras nacido en Comayagua en 1960. Miembro fundador del movimiento literario Lienzo Breve. Sus trabajos poéticos han sido antologados en los libros: "Sociedad Anónima" (2007), "Herederos del pánico" (2013), etc. Es reconocido como parte de la nueva muestra poética de la ciudad de Comayagua,  miembro del Círculo Literario de esa ciudad, ha coorganizado el Certámen Literario "Edilberto Cardona Bulnes".


                                                        "Te he estado
                                                        esperando en medio
                                                        del silencio
                                                        que me grita.
                                                        Las horas
                                                        se parecen al jade
                                                        y se derrite
                                                        este tiempo que pasa"    






NOCTURNO

Me hablaste
en medio de tus silencios.
Me hiciste crecer en medio
de las brumas
de tu palabra.
Una vez contemplé el mar
y me di cuenta
que sus olas
cantaban
himnos de esperanza.
Porque ya habías
cabalgado
la más alta
de sus mareas,
y habías depositado
en mis
manos dormidas
el canto
de los niños
cuando
duermen.
Cuando sueñan
y se comen las
mañanas
en sus párpados
sonrientes.
Una vez contemplé
la noche.
Y me di cuenta
que ya
tenías la palabra
de la mañana
siguiente.
Rauda. Irreverente.
Pausada y tajante.
Que cortó
el día en dos partes
para que ambos tuviéramos
que comer,
cuando la sal
de ese mar
nos alcanzara
y que esa noche
nos dejara
sin el verbo.
Sin la palabra.
Sin la vida misma.-


A LA DISTANCIA

Mi casa como una pirámide, ha de ser un templo funerario.
Ramón Valle-Inclán
Me duele danzar en la arena,
y ver
que tus pasos se derriten.
Me atemoriza el hecho de saber
que pronto
serás una sirena
que cabalgue estas dunas.
Será un momento hostil y amargo
que puede fundir mi aliento
con las estepas que se multiplican
y derraman mis pies.
Siento que debo buscar en esa luz danzante
que noche a noche
se desnuda en mi ventana
y que lentamente se retuerce,
negándome su claridad.
Siento que no debí dejar que las espinas se clavaran
en mi frente,
ni que la acidez de tu mirada
descansara sobre la mía.
Siento que no debí dejar
que esta casa envejeciera,
ni que los pasillos sonrieran en tu ausencia
ni que nuestros pasos se hicieran más estrechos.
Siento que hubo mil cosas que pude haber hecho
para que la brisa cansada
se posara sobre nuestros nombres
y conjugara la frase correcta.-



                                                        Fabio Castillo






Imágenes: Pinturas de los artistas Leonid Afremov (Bielorusia) y Matteo Arfanotti (Italia)


Publicación de Quique de Lucio para "Nos Queda 
la Palabra"
quiquedelucio@gmail.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario