Páginas vistas en total

domingo, 3 de marzo de 2013

Patria

                                                                       Iván Tubau

Poeta español nacido en Barcelona en 1937. Doctor en Filología Francesa, es además Licenciado en Periodismo y Arte Dramático. Fue profesor en la Facultad de Ciencias de la Comunicación de la Universidad Autónoma de Barcelona en Bellaterra. Autor bilingüe, ha publicado diversas obras poéticas, entre las que sobresalen: "Domicilios transitorios" (1984), "Vendrán meses con erre"  (1991), "La Quijada de Orce" (1997), etc. Colabora permanentemente con publicaciones españolas y extranjeras.Vivió en diferentes países de Europa y América.


                            "Hube de conocerte, Rosa,
                            para saber lo que era
                            un ser equidistante
                            del propio nacimiento
                            y del fin del milenio"


PATRIA   poesía de Iván Tubau

Nací
en un tiempo triste y en un triste país
donde las cosas bellas tenían nombres feos
donde pecado
era el nombre que daban al amor y donde
tristes gentes hablaban de la guerra y se tocaban
el sexo en las tinieblas y con prisas furtivas
en la noche del sábado tras haber contraído
matrimonio y buscando
patrimonio y remedio
a la concupiscencia o a la sífilis.

Nací en un tiempo triste
y en un triste país
donde la gente iba vestida
de negro casi siempre
y llevaba bigotes cuadrados en el alma.
Donde ya no servían los nombres de las cosas
porque las cosas estaban prohibidas
o eran obligatorias: levantar el brazo
con la mano extendida
para que los brazos no pudieran
abrazar y las manos
llegaran siempre tarde a la caricia.

Nací en un tiempo triste y en un triste país
donde los niños se llamaban flechas
o pelayos cuando eran ya mocitos
y llevaban camisa
azul y la cabeza
rapada por parte de dentro y por defuera:
mitad monje y soldado les decían
que tenían que ser cuando crecieran
y hubieran de avanzar gallardamente
por dios hacia el Imperio o viceversa.

Nací en un tiempo triste y en un triste país
donde las niñas
se llamaban Begoña y aceptaban
mansamente un futuro
de monjas o matronas gordezuelas
cuando la superiora colocaba
duros sostenes sobre sus tetas tiernas
y más duros aún sobre la parte
más tierna del cerebro para que las ideas
no desbordaran nunca el límite preciso
de su destino de mujer: virgen o madre
y si fuera posible las dos cosas.

Nací
en un tiempo triste y en un triste país:
abjuro ara siempre
jamás de aquella patria
donde un millón de muertos velaban el cadáver
de los supervivientes.-


THE SANDPIPER

Hoy llueve todo el día y el termómetro
marca fuera dos grados sobre cero.
Seguramente vale
la pena que la humanidad,
recorriendo a través de los siglos,
las abominaciones
y los millones de años luz en el camino
que lleva a la calefacción central
pueda ofrecer a un estornino
posado en la ventana, justo encima
del radiador,
los dieciocho grados del confort.

Lleva un buen rato tras el cristal. He abierto
la ventana pero no quiere entrar. No deja de mover
el pico emitiendo sonidos. ¿Qué debo hacer, Liz
Taylor? No sé ornitología, soy de letras y nací
en la ciudad. Cuando se vaya dentro de once minutos
no sabré si cantaba feliz o chillaba desesperado.
Ayúdame, Liz Taylor, tú que sabes de pájaros heridos
en Big Sur.-



                                               Iván Tubau






Imágenes: pinturas del artista español del cubismo Óscar Dominguez (Tenerife, 1906-París, 1957)


Publicación de Quique de Lucio para "Nos Queda
la Palabra"
quiquedelucio@gmail.com
twitter@quiquedelucio





No hay comentarios:

Publicar un comentario