Páginas vistas en total

domingo, 19 de mayo de 2013

Así sea

                                                                  Blanca Varela

Poeta peruana nacida en Lima en 1926 y fallecida en marzo de 2009. Estudió Letras y Educación en la Universidad de San Marcos. En 1949 se radicó en París conectándose con el círculo de intelectuales latinoamericanos y españoles en Francia. En 1959 publicó su primer libro "Ese puerto existe", al que le siguieron "Luz de día" (1963), "Valses y confesiones" (1971), "Canto Villano" (1978), etc. Finalmente apareció su antología de 1949 a 1998 con el título "Como Dios en la nada". Obtuvo el Premio "Octavio Paz de Poesía y Ensayo" en 2001, el Premio "Ciudad de Granada" en 2006 y los premios "García Lorca" y "Reina Sofía de Poesía Iberoamericana" en 2007.



                                                          "estréchame las manos
                                                           la única luz que nos queda,
                                                           no me dejes olvidada
                                                           en la cima de una ola" 


ASÍ SEA   poesía de Blanca Varela

El día queda atrás,
apenas consumido y ya inútil.
Comienza la gran luz,
todas las puertas ceden ante un hombre
dormido,
el tiempo es un árbol que no cesa de crecer.

El tiempo
la gran puerta entreabierta,
al astro que ciega.

No es con los ojos que se ve nacer
esa gota de luz que será,
que fue un día.

Canta abeja, sin prisa,
recorre el laberinto iluminado,
de fiesta.

Respira y canta.
Donde todo se termina abre las alas.
Eres el sol,
el aguijón del alba,
el mar que besa las montañas,
la claridad total,
el sueño.-


CURRICULUM VITAE

digamos que ganaste la carrera
y que el premio
era otra carrera
que no bebiste el vino de la victoria
sino tu propia sal
que jamás escuchaste vítores
sino ladridos de perros
y que tu sombra
fue tu única
y desleal competidora.-


POEMA

Hoy estás en los brazos
de mi feroz imaginación
brazos que han matado
brazos con que tapo mis ojos
con un gesto de lobo
para buscarte un hogar
un lento y suave infierno
donde todo calor
provenga
de una furtiva lágrima
oh líquido mundillo
oh jadeante fantasma
no eres
sino el ojo que estalla
y que deja caer
como si no ocurriera
sus mejores colores
en mi entraña
ojo que hociquea
que peino con la más pura saliva
aquí en mis brazos
entre mis torpes alas de mamífero
la muy compuesta y perdurable nada
para siempre te guarde
y el buen mal ojo salta
y se eleva en el oscuro cielo de mi lecho
y ese cielo
es el marco impreciso de una frente
que ya no reconozco
esa sombra ese objeto esa cosa
con boca con nariz y con oídos.-


TODA LA PALIDEZ INEXPLICABLE

Toda la palidez inexplicanle es el recuerdo.

Travesía de muralla a muralla,
el abismo es el párpado,
allí naufraga el mundo
arrasado por una lágrima.-



                                                         Blanca Varela

     

Imágenes: pinturas del artista mexicano Octavio Ocampo (Guanajuato, 1943)




Publicación de Quique de Lucio para "Nos Queda
la Palabra"
quiquedelucio@gmail.com
twitter@quiquedelucio


No hay comentarios:

Publicar un comentario