Páginas vistas en total

viernes, 9 de octubre de 2020

Peces

 Décimo año de una antojadiza antología de la poesía de todos los tiempos, seleccionada por el escritor Quique de Lucio. Esta pretende ser una antología cuyo sentido radica en la actividad del lector, en su lectura que organiza los textos como una aventura de su vida y genio creadores. Difundiendo a más de 10.000 escritores, respetando el derecho de autor.






Publicación N° 2.739-



                                                                                                                       Elena Salamanca


Poeta , narradora y artista plástica de El Salvador, nacida en 1982. Ha publicado, entre otros, los libros: "Landsmoder"(2012), "Peces en la boca" (Editorial Universitaria, 2011), "Último viernes" (2008), etc. En 2009, fue becada para escribir una novela en el programa de Estancias Artísticas para Creadores de Iberoamérica y Haití del Fondo Nacional de  la Cultura y las Artes de México y la Agencia Española de Cooperación Internacional para el Desarrollo. Ha participado en numerosas antologías, como: "Voces femeninas en la Literatura Centroamericana" (Universidad de Alcalá de Henares, España, 2012), "Una madrugada del Siglo XXI-Antología de Poesía Joven Salvadoreña" (2010), "América 2.0" (Universidad de Nuevo León, México, 2012), etc.


                                                                                                               "Héroes y santos. Alrededor
                                                                                                                 mío crecieron todos los frutos
                                                                                                                 de la tierra, cayeron al suelo
                                                                                                                 y nacieron otros. Tuve trigo"










DE: PECES EN LA BOCA

Yo fui una novia inconclusa.
Me regalaron flores
que nunca olí
Alguna abeja venenosa, adentro de la flor,
podía picarme.
Y yo,
alérgica,
no quería morir de amor.-



EL MITO DE SANTA TECLA

Un hombre pedirá mi mano
y me la cortaré.
Nacerá otra
y volveré a cortarla.

El hombre pensará:
qué perfecta mujer, es un árbol de manos:
podrá ordeñar las cabras,
hacer queso,
cocer los garbanzos,
ir por agua al río,
tejer mis calzoncillos.

Pero yo seguiré cortando mis manos
cuando me diga:
Mujer, te he pedido,
y debes ordeñar las cabras.
Mujer, eres mía,
trae agua del río,
sírveme el queso,
ve al pueblo por vino.

Mis manos caerán como caen las flores
y se moverán por el campo,
necias;
No ordeñarán las cabras,
no irán por vino al pueblo,
jamás zurcirán sus calzoncillos
y nunca,
mucho menos,
acariciarán sus testículos.

El hombre dirá:
Que mala mujer
es una maldición de manos.

Irá por un hacha,
cortará mis brazos.
Nacerán nuevos.
Entonces pensará
que el inicio de la vida
se encuentra en el ombligo
y cortará mi cuerpo en dos.

Mis miles de manos cortadas
se volverán azules
y se moverán.
Secarán el trigo,
jugarán con el agua,
secarán el río,
arrancarán las raíces del pasto,
envenenarán a las cabras,
al queso.

Y el hombre pensará:
Qué maldición más grande:
prohibido debe estar pedir a una mujer que tiene voluntad.-



LA  PRIMAVERA

Quiero tener un novio
presuntamente formal.
Vivir con él:
él en su cuarto, yo en el mío.
Habrá un espejo pequeño en mi cuarto
al que me asomaré de vez en vez:
En verdad fui la más guapa del reino,
Blancanieves,
pero los espejos
son excusas para ser otros
y quizás no haya sido yo.

Lloraré un par de veces frente al espejo
sobre todo
cuando en la madrugada escuche
que mi novio abre la puerta de la casa.

Sabré entonces
que hay años que no llega la primavera
o quizás nunca llegó.-





                                                                                                                 Elena Salamanca



Imágenes: Pinturas de Taras Laboda  (Ucrania, 1961)






quiquedelucio@gmail.com

Blog auspiciado por Canadian Cultural Center of Montreal.


No hay comentarios:

Publicar un comentario